La asamblea de la industria naval vasca se centra en la sostenibilidad

La XXV Asamblea General del Foro Marítimo Vasco (FMV) y la Asociación de la Industria Naval de Euskadi (Adimde), celebrada en Bilbao, pasó revista a la situación general de la industria marítima, muy afectada primero por la crisis financiera, después por la pandemia y, finalmente, por la guerra de Ucrania.

Como centro de la nueva visión de esta industria se encuentra la ecología, la innovación y la resiliencia, tal y como marca el Plan Estratégico en vigor hasta 2024, que fue recordado ante alrededor de 150 personas, representando a más de 100 empresas, entidades e instituciones asociadas.

“El cluster de la industria naval del País Vasco se reúne en una asamblea enfocada a la sostenibilidad y descarbonización de la industria marítima vasca”

El acto de apertura fue realizado por Ainara Basurko, diputada Foral de Promoción Económica y, a continuación, el presidente del Clúster, Aitor Uriarte, destacó que “el trabajo” de las empresas durante los años de pandemia “ha fructificado en una recuperación de la actividad del sector” en el 2021. Sin embargo, la coyuntura socioeconómica y geopolítica actual y la consecuente subida en los precios de materias primas y energía, amenazan con frenar la actividad naval en el segundo semestre de 2022. Solicitó el reconocimiento de la industria como “sector estratégico” y se congratuló de la puesta en marcha del PERTE Naval.

Aitor Uriarte, Ainara Basurko, Izaskun Artetxe y Javier López de Lacalle

Tras el parón provocado por la pandemia del Covid-19 en el 2020, la contratación global se recuperó en el 2021 con un total de 1.974 buques, 44,4 millones de CGT y una inversión total de 110.000 millones de dólares, sobre todo gracias a la demanda de portacontenedores y de gaseros LNG y LPG.

Señaló Uriarte que, “como de costumbre”, la gran mayoría de los contratos, gracias al incremento en la demanda de cargueros, recae en China y Corea del Sur, cuyos contratos suman 50.000 y 45.000 millones de dólares respectivamente, marcando su récord de los últimos 9 años. La demanda crece ligeramente también en los segmentos de graneleros, car-carriers y algunos buques especializados.

Sin embargo, la demanda de buques de pasaje sigue sin recuperarse del impacto de la pandemia, y la inversión global en este tipo de buques, nicho de mercado de la industria europea, pasa de 23.000 millones en 2019 a 4.000 millones en 2021. En total los astilleros europeos contrataron 134 buques en el 2021, un buen dato en comparación al año anterior, cuando se firmaron 58 buques. No obstante, aún en niveles más bajos que los habituales antes de la pandemia, puesto que en el 2019 la contratación ascendió a 146 buques. El valor de nuevos contratos cae un 78% en comparación al 2019, pasando de 22.700 millones 4.900 millones.

En España y Euskadi

En España en el 2021 se contrataron 23 buques, de los que 14 fueron mercantes y 9 dedicados a la pesca, quedando en cartera 45 buques. La actividad de construcción naval privada se repartió entre Galicia, Asturias y Euskadi a partes iguales siendo el Astillero Zamakona el que obtuvo mayor captación de nueva carga de trabajo con 34.934 CGTs. 

Los astilleros vascos se llevaron más del 50% de las ayudas para innovación de los programas del Ministerio de Industria durante el año 2021

Los astilleros vascos aseguraron 7 nuevos buques en 2021 y 6 nuevos buques en la primera mitad de 2022, frente a los 6 contratados en 2020 y 2 en 2019.  La cartera de pedidos, a pesar de las entregas realizadas en este periodo, crece por tanto hasta 17 unidades, garantizando la carga de trabajo hasta finales del 2023, en las 5 plantas productivas de Euskadi, traccionando a las empresas de la industria auxiliar. De los contratos conseguidos por los astilleros vascos entre el año 2020 y el 2022, el 70 % son para el mercado internacional.

Asistencia a la Asamblea General de Adimde y FMV.

Ello muestra el “alto nivel” de innovación de los buques y la gran capacidad de respuesta de la industria vasca a las demandas de estos armadores internacionales con un alto nivel de exigencia.

En el 2021 las empresas del sector recuperaron su facturación un 3% hasta los 2.852 millones de euros. Sin embargo, a pesar de la mejora, aún está por debajo a los niveles prepandemia, y aunque las previsiones de contratación para el 2022 en los primeros meses del año eran favorables a una recuperación superando los datos de 2019 la situación geopolítica y económica está generando grandes incertidumbres y reticencias en los inversores.

Un cluster vivo y pujante

Durante la asamblea, el director gerente, Javier López de Lacalle, quien fue homenajeado tanto por la diputada Basurko como por el resto de ponentes, paso previo a su próxima retirada. López de Lacalle y Angel Santurtún, jefe de gabinete del FMV, presentaron las acciones y proyectos en los que está inmersa la organización, principalmente enfocadas a impulsar la internacionalización, la innovación, la capacitación y formación sectorial y la sostenibilidad de las empresas asociadas. Se congratuló de las 15 nuevas altas en Adimde en el pasado año, sumando 138 asociados en representación de 230 empresas, mientras que el FMV suma 30 asociados entre instituciones, empresas y centros de investigación.

También intervino la nueva directora gerente del FMV, Sarai Blanc del Val, comentando la situación del mercado marítimo mundial, influenciado por los cierres en los puertos chinos, la congestión portuaria y de la cadena de suministro y la afección en los precios de los combustibles debido, sobre todo a la guerra de Ucrania. A pesar de esta coyuntura, “la contratación de buques sigue al alza”. La actual cartera de pedidos es de 17 buques que aseguran la cartera de trabajo hasta el 2023, con un 70% de ellos dedicados a la exportación.

Sarai Blanc del Val

López de Lacalle explicó que se está conformando una nueva asociación para la náutica deportiva de Euskadi, bajo el nombre de Nautan, a la que el Foro Marítimo Vasco está dando cobertura, tanto en su constitución como para incluirlos dentro del cluster. Antes de pasar a la parte de conferencias, López de Lacalle explicó las acciones que se han ido retomando en el año anterior y también en el presente, así como ferias y congresos, visitas a empresas, internacionalización mediante visitas y estudios referidos a Arabia Saudí y Corea.

Se refirió a otros asuntos destacando los programas de electrificación de los muelles a cargo del puerto de Pasaia (cold ironing) que se prevé retomar en breve, y el del puerto de Bilbao (BilbOPS) recientemente presentado y que conlleva inversiones superiores a 50 millones de euros en los que algunos de los miembros del Cluster Naval Vasco están participando o interesados en participar.

Ponentes y autoridades.

En otros ámbitos, Javier López de Lacalle se refirió a la descarbonización, el Corredor Vasco del Hidrógeno y las acciones relacionadas con la formación de personas, referidas a temas relativos a ecología, digitalización, industria 4.0 y otras capacitaciones profesionales.

Cartera de pedidos por astillero en Euskadi:

AstilleroTipo de BuqueAño Construcción
BalenciagaOffshore Support Vessel2022
BalenciagaOffshore Support Vessel2022
BalenciagaFish Carrier2022
BalenciagaFish Farm Vessel2022
MuruetaGeneral cargo2022
MuruetaGeneral Cargo2023
MuruetaGeneral Cargo2023
MuruetaGeneral Cargo2024
MuruetaFish Factory Ship2022
MuruetaBunkering Oil Tanker2022
Zamakona Astilleros, S.A.Fishing Vessel2023
Zamakona Astilleros, S.A.Tug2023
Zamakona Astilleros, S.A.Fishing Vessel2023
Zamakona Astilleros, S.A.Fishing Vessel2022
Zamakona Astilleros, S.A.Fishing Vessel2023
Zamakona Astilleros, S.A.Fish Carrier2022
Zamakona Astilleros, S.A.Fish Carrier2022

Sostenibilidad

La Asamblea General se ha enfocado además a la sostenibilidad y la descarbonización del sector, con dos ponencias ofrecidas por la Plataforma Tecnológica Waterborne, que reúne a la industria marítima europea y las instituciones para determinar la agenda de la investigación e innovación para el sector, y por el Ente Vasco de la Energía. En la primera de ellas Inigo Ansola, director general del EVE, se ha centrado en las energías marinas y la eólica offshore como el camino hacia la descarbonización de la economía y un gran potencial de negocio para las empresas de la cadena de valor del sector marítimo vasco.

Autoridades presentes durante la asamblea.

Ansola explicó que el principal consumo energético ha pasado de estar en la industria para pasar al transporte, “con la dependencia total de los combustibles fósiles”. Explicó algunos de los planes para reducir el consumo, “nuestra mayor fuente energética” apostando por conseguir un mix energético basado en las energías renovables, hacia un modelo de transición energética, haciendo “camino hacia la neutralidad” convirtiendo a Euskadi en un referente internacional en el ámbito de las industrias eólicas y el aprovechamiento de las energías marinas: aprovechamiento de las olas, la energía eólica flotante y también fija mixta, con tecnología eólica y undimotriz. Puso en valor la cadena de valor de la industria: diseño, construcción, ensamblaje y servicios marítimos varios, que “adquirirán importancia» en los próximos años.

Inigo Ansola, director general del EVE.

En la segunda ponencia, el secretario general de Waterborne TP, Jaap Gebraad, ha presentado la plataforma y los objetivos medioambientales en los que trabaja la UE para el sector marítimo. Además, ha señalado las oportunidades de los programas europeos como Horizonte Europa o el Fondo de Innovación para desarrollar proyectos de I+D+i relacionados con la transición ecológica y la descarbonización para el sector.

Intervención de Jaap Gebraad, secretario general de Waterborne TP.

Cooperar para competir

El cierre de la asamblea corrió a cargo de Arantxa Tapia, consejera de Industria, Sostenibilidad y Desarrollo Económico del Gobierno Vasco. En su alocución resaltó la capacidad de recuperación y resiliencia del sector, así como los avances que está dando en innovación y sostenibilidad, animando a las empresas a participar en el Perte Naval, cuyas bases y convocatoria se publicaran próximamente. También comentó “los importantes programas de ayuda a la innovación y sostenibilidad” que está poniendo en marcha el Gobierno Vasco como apoyo al tejido empresarial.

Arantxa Tapia, consejera vasca de Industria, Sostenibilidad y Desarrollo Económico.

Para reactivar y relocalizar la producción, el empresariado ha respondido de “forma espectacular” y nos hemos dado cuenta de que la producción y la cadena de suministro debe ser más cercana. También se refirió a las turbulencias que ha provocado la guerra de Ucrania, tanto por la carestía en los precios como en la crisis económica que ha truncado la buena marcha de la industria vasca. “Debemos aprovechar todas las oportunidades que se nos ofrecen” dijo la consejera, para quien la descarbonización y la economía verde suponen “una nueva oportunidad de crecimiento” y de liderar los proyectos que se están abriendo en la actualidad. “Vuestro sector está en la línea” para colabora y competir, no solo con los Fondos Next Generation sino otros que ya estaban ahí: “Podemos y debemos trabajar de forma complementara y colaborativa. Ahora es el momento”, animó Arantxa Tapia.