El Banco de Alimentos, beneficiario de la Cena Solidaria del Propeller Club del País Vasco

El Propeller Club del País Vasco-Bilbao Port ha celebrado la tradicional Cena Benéfica de final de año, en esta ocasión en su sexta edición. La “sede oficiosa” del club, la Sociedad Bilbaína, fue el marco para la reunión de un grupo comprometido con la solidaridad y que cada año se va consolidando.

Entrega de los diplomas a Víctor Martín, Gloria Frau y Javier Erice.

La recogida directa de fondos se verá incrementada con un porcentaje de las aportaciones de las cuotas propias del club a lo largo del año. Si en años anteriores las ONG beneficiadas fueron Médicos Sin Fronteras (2016), Hazbide (2017), Fundación Fidias (2018), Asociación ADEF, Asociación de Demencia Frontotempral (2019), y la Asociación DalecandELA (2021), este año la recaudación irá a parar al Banco de Alimentos, una institución sin ánimo de lucro que trata de resolver una necesidad básica del ser humano, como es la alimentación, así como luchar contra el despilfarro de alimentos, según explicó el presidente del club, José Luis Grijalvo.

El evento sirvió también para la entrega de diplomas a tres nuevos socios y así recibieron su acreditación Víctor Martín, director de la zona Norte de la firma Decoexsa y presidente de ATEIA Bizkaia OLT; Gloria Frau, jefe de la Unidad de Cruceros de la Autoridad Portuaria de Bilbao; y Javier Erice, director de logística y puertos de Idom. La cena estuvo amenizada, con gran éxito, por el grupo musical Soul Apes.

La velada estuvo amenizada por el grupo Soul Apes.

Cabe recordar que la cena benéfica anual no es la única acción solidaria que realiza el Propeller Club del País Vasco-Bilbao Port, sino que también otorga unos premios a estudiantes de mérito en la Universidad de Deusto y la Cámara de Comercio de Bilbao.

Instantáneas de la cena benéfica