Los buques de Trasmed serán “aspiradores” de microplásticos

Los buques de Trasmed que operan entre la Península y las Islas Baleares incorporarán un método innovador capaz de filtrar el agua de lavado de los scrubbers instalados a bordo. El proyecto ha sido patentado por el Grupo Grimaldi con el objetivo de hacer frente a la creciente cantidad de microplásticos presentes en los mares de todo el mundo.

Este sistema pionero, que ya está listo para su comercialización, transformará los buques de Trasmed y los de todo el Grupo Grimaldi en verdaderos «aspiradores de mar», gracias a la recogida de partículas contaminantes que se eliminan del agua filtrada durante la navegación. Los depuradores de tipo Open Loop, ya instalados en decenas de buques del grupo italiano, y que se están instalando en los buques de la flota Trasmed, para permitir la depuración de los gases de escape, recogen diariamente grandes cantidades de agua y, antes de ser devuelta al mar, filtran el agua y retienen los microplásticos, evitando que sean ingeridos por los peces y otros organismos marinos, y que entren en la cadena alimentaria.

La licencia del sistema ya ha sido adquirida, a su vez, por Wärtsilä, líder mundial en tecnologías para el sector marino y de la energía, que también lo integrará en los futuros sistemas de tratamiento de agua de lavado producidos por el mismo grupo finlandés.

Esta mejora no solo beneficiará al medio ambiente. El Grupo Grimaldi destinará las ganancias obtenidas de las concesiones de licencias de la patente del nuevo sistema a iniciativas solidarias y organizaciones benéficas.

Para Emanuele Grimaldi, consejero delegado del Grupo Grimaldi, “reducir la contaminación por microplásticos en los océanos de nuestro planeta también es un desafío importante y nos complace brindar una solución para la industria marítima. La idea de esta innovadora tecnología nació reconociendo que los scrubbers del tipo Open Loop pueden retener agua de mar para la depuración de gases de escape y al mismo tiempo recoger los microplásticos presentes en el océano”.

“Ya completamos las pruebas piloto de este sistema a bordo de uno de nuestros buques en servicio entre Civitavecchia y Barcelona. Los resultados son prometedores, con 64.680 micropartículas recolectadas en un solo viaje entre estos dos puertos», ha agregado Emanuele Grimaldi.

Este nuevo sistema se suma así a las mejoras que el Grupo Grimaldi impulsa de manera continua para conseguir una mayor eficiencia energética y reducir al máximo su impacto medioambiental en todas sus actividades.