El puerto de Tarragona renueva el Distintivo de calidad ambiental de su flota de vehículos

El Departament d’Acció Climàtica, Alimentació i Agenda Rural de la Generalitat, mediante la Direcció General de Qualitat Ambiental i Canvi Climàtic, ha otorgado al puerto de Tarragona la renovación del Distintivo de garantía de calidad ambiental correspondiente a la categoría de Flotas de vehículos, Subcategoría 340.2 – Turismos (M1).

De acuerdo con la Resolución de 12 de julio del 2022 del director general de Qualitat Ambiental i Canvi Climàtic se ha renovado a la Autoridad Portuaria de Tarragona el Distintivo que le fue otorgado por primera vez en el 2014 y que ahora ha sido renovado por tres años más hasta el 2025.

La Autoridad Portuaria de Tarragona dispone de una flota de 50 vehículos de los cuales 14 cuentan con clasificación Cero emisiones o ECO al Registro de Vehículos, esto supone un 28% del total.

¿En qué consiste el Distintivo?

Este Distintivo tiene como principal finalidad contribuir a la reducción de las emisiones contaminantes procedentes del transporte, promover la ecoeficiencia y la sostenibilidad ambiental en la planificación, proyección y gestión de la movilidad, especialmente en entornos urbanos.

El objetivo es minimizar los impactos ambientales más allá de los requisitos derivados del cumplimiento de las normativas actuales.

Los criterios ambientales para poder obtener este distintivo se basan en la gestión de la flota, la conducción eficiente, el tipo y estado de los vehículos y otras acciones de compromiso de mejora ambiental.

Por eso, entre otras medidas, la APT ofrece cursos de conducción eficiente a sus trabajadores, fomenta el uso de las videoconferencias para evitar desplazamientos y mantiene una flota de vehículos de bajas emisiones.

Una apuesta clave para el puerto de Tarragona

En los últimos años la Autoridad Portuaria de Tarragona ha apostado para seguir mejorando la eficiencia de su parque de vehículos. El puerto de Tarragona ha aplicado criterios de eficiencia cada vez que ha renovado su flota y ha ido incorporando turismos eléctricos y híbridos a su flota y retirando los turismos de motores más antiguos.

La incorporación de vehículos más eficientes ha permitido la retirada de los vehículos más antiguos que consumían más carburante y provocaban mayor contaminación atmosférica, puesto que no disponen de los dispositivos actuales de reducción de emisiones como, por ejemplo, la monitorización de la presión de las ruedas, start-stop, frenazo regenerativo, filtros de partículas y de NOx, etc.

Reducción de más de la mitad de CO₂

En el 2012, las emisiones derivadas del parque de vehículos sumaban 131,3 toneladas de CO2 eq., mientras que el año pasado solo representaron la emisión de 62,29 toneladas de CO2 eq.

Este esfuerzo para reducir el impacto ambiental del parque de vehículos del APT significa una reducción del 52,55% de las emisiones en los últimos 10 años. Una tendencia que seguirá manteniéndose al alza a medida que el parque de vehículos se renueve, aprovechando el momento en el cual los vehículos actuales logran el final de su vida útil.