Contrato de obras de duplicación de la N-220 de acceso al aeropuerto de Valencia

El Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana (Mitma) ha formalizado el contrato de las obras de duplicación de la calzada de la N220 de acceso al aeropuerto de Valencia, en el tramo del enlace de esta con la V-30, con un presupuesto de 69,82 millones de euros.

La longitud del tramo es de 2,74 km en duplicación de la carretera N-220 y de 3,13 km en tercer carril en autovía V-30.

Características técnicas

La actuación consiste en la duplicación de la calzada de la carretera N-220 en el tramo comprendido entre el enlace del aeropuerto y el enlace con la autovía V-30, así como la construcción de terceros carriles en la autovía V-30 en el entorno del enlace con la carretera N-220, dos en dirección Valencia y un tercero en la calzada derecha, en sentido autovía A-7.

Así mismo, se han proyectado dos accesos peatonales a distinto nivel que comunican la zona industrial y el casco urbano de Manises con el aeropuerto. A lo largo del recorrido se remodelan los tres enlaces existentes; enlace del aeropuerto, enlace de Manises y enlace de la autovía V-30.

En el enlace de la autovía V-30 se incorpora además la conexión desde la autovía V-30 sentido norte hacia la carretera N-220 sentido Manises, que no existe actualmente y que conlleva que el único acceso al aeropuerto desde la ciudad de Valencia se produzca desde la A-3. Se mejora la accesibilidad al polígono de la Fuente del Jarro, con un nuevo acceso a la Fase 2 del mismo y la construcción de vías colectoras en la N220 para mejorar la capacidad y seguridad vial del acceso a la Fase 1.

Además, se contemplan cinco pasos superiores, doce inferiores, cuatro viaductos, la ampliación del puente existente sobre el río Turia, y un falso túnel de la calzada duplicada de la carretera N-220 a su paso por Manises.

También se ha redactado un proyecto de integración paisajística separado del de la obra civil y en el que han participado técnicos especializados con un doble objeto:  Urbanizar la parte superior del túnel, conectando calles de Manises que actualmente están cortadas por la N-220 y creando zonas de juegos, paseos, jardín urbano y carril bici. 

En el ámbito del Parque Natural del Turia se plantarán especies autóctonas, se eliminarán especies invasoras en el entorno de las obras y se tomarán medidas contra la erosión de taludes y márgenes.

Anterior artículoLas dudas jurídicas de Competencia deben desencadenar en la retirada de la sanción a la estiba
Siguiente artículoEl puerto de Algeciras refuerza su apoyo al Banco de Alimentos