Cunard y Seabourn prolongan la suspensión de sus cruceros hasta mediados de mayo

Las líneas de cruceros Cunard y Seabourn han anunciado la prolongación de la suspensión de sus cruceros hasta mediados de mayo como consecuencia de la actual crisis del Covid-19.

La suspensión de Seabourn se extiende hasta el 14 de mayo mientras que la de Cunard finalizará el 15 del mismo mes. La decisión de ambas compañías responde al actual contexto mundial en el que los gobiernos han ido imponiendo restricciones en cuanto a los viajes con el fin de evitar la propagación del virus del coronavirus.

Cunard, que ya había fijado anteriormente la fecha del 11 de abril para reanudar la navegación de sus cruceros, ha decidido extender la suspensión y al mismo tiempo ha comunicado que siguen trabajando con el fin de proteger los derechos de sus pasajeros.

En este sentido, Cunard ha expresado que aquellos clientes que tenían previsto partir antes del 15 de mayo y que por tanto han visto como sus cruceros se cancelaban, van a poder recibir de manera automática un crédito de crucero futuro del 125 por ciento respecto al valor de la reserva que habían realizado.

Este crédito se va a poder disfrutar siempre y cuando se realice la nueva reserva antes del 31 de diciembre de 2021 y se use para un crucero que finalice antes del 31 de marzo del 2022. Con esta medida Cunard ofrece amplios plazos para que sus clientes puedan cambiar el crucero cancelado por un crucero futuro.

Cunard también permite el reembolso del 100 por ciento del precio del crucero cancelado, para lo que ha puesto a disposición de sus clientes un formulario que obligatoriamente deberán rellenar. Si bien, la compañía ha expresado que debido a las actuales circunstancias el reembolso puede demorarse hasta 60 días.

Por su parte, Seabourn, la compañía de cruceros de lujo, ha tomado medidas similares a las de Cunard, comunicando a sus usuarios la posibilidad de cambiar el crucero que ha sido cancelado por otro posterior recibiendo también un crédito de crucero futuro del 125 por ciento aplicable a cualquier crucero que se inicie antes del 31 de diciembre de 2021.

Los clientes también podrán beneficiarse del reembolso del 100 por cien del dinero que han invertido en la reserva del crucero que se ha cancelado. 

Para ejercitar estos derechos los clientes recibirán instrucciones por parte de Seabourn en el que se indicará el procedimiento a seguir para gestionar la sustitución por un futuro crucero o bien para recibir la compensación de la reserva cancelada.

Con estas medidas, ambas líneas de cruceros, pertenecientes al grupo Carnival Corporation, extienden la suspensión de sus cruceros, ofreciendo diversas soluciones a sus clientes afectados a expensas de la evolución de una crisis que ha generado incertidumbre en el sector.

Anterior artículoBreakbulk Europe cambia de fechas: del 29 de septiembre a 1 de octubre
Siguiente artículoMultimodal aplaza su edición de Birmingham: 4-6 de noviembre