El sector de la distribución reclama un urbanismo adaptado a las necesidades de la última milla

Durante una mesa celebrada este jueves en el SIL y moderada por Cristian Oller, Head of Asset Management de Prologis, el sector de la distribución denunció las trabas que se encuentra última milla para completar sus rutas en las ciudades. En este sentido, los participantes denunciaron las últimas reestructuraciones urbanísticas que priorizan a los peatones en detrimento del vehículo de reparto, un factor que, según el sector, afecta a transportistas y pequeños negocios. Por ello, demandan más “cooperación” con el sector para el establecimiento de nuevas políticas urbanísticas.

Fue algo en lo que se detuvo especialmente el director general del Centro Español de Logística (CEL), Ramón García, y el CEO de CTT Express, Manuel Molins. Ambos recordaron que el problema “no es el comercio electrónico” ni tampoco los camiones de reparto, que representan “una pequeña parte” del parque de vehículos. Al contrario, recordaron que la mayoría de atascos que se producen a las puertas de las ciudades “densificadas” se derivan del uso del vehículo privado: “Las mercancías no disponen de transporte público”, insinuaron.

Público asistente a la mesa redonda, que se celebró bajo el título de Retos de la logística urbana de mercancías (DUM) en ciudades densificadas

El presidente de la comisión de logística de Enginyers Industrials de Catalunya (EIC), Joan Josep Vallvé, reconoció el papel que tiene la distribución B2B, “que ha quedado un poco olvidado”, y los problemas que se encuentra en las grandes ciudades: “Las políticas públicas y municipales no ayudan nada a que el B2B sea fluido”, una premisa que reafirmaron el resto de participantes. Fue precisamente en este punto en el que se detuvo a analizar la mesa redonda, incidiendo en que la pacificación de las ciudades ha desencadenado en “menos puntos de carga y descarga y menos carriles”, según Vallvé.

Sin rodeos, Jesús Lacasia, secretario general de la Asociación de Promotores, Propietarios y Usuarios de Naves Logísticas de España (APPUNLE), planteó que “hay mucha ideología y política detrás del urbanismo”, e invitó a la Administración a “dejar a los técnicos que trabajen” y “buscar la objetividad para construir una base, y a partir de ahí discutimos sobre otros temas”. Por ello, Ramón García subrayó la importancia de “co-crear” soluciones entre el sector y los ayuntamientos, y Joan Josep Vallvé llamó a impulsar “pactos para la movilidad, donde surgen soluciones derivadas de la suma de necesidades”, y clamó a “aprender a convivir”.