Dos noches de cierre de la AP-68 entre Bilbao y Arrigorriaga

Debido a las obras de construcción de la Variante Sur Metropolitana (o Supersur) se va a ver interrumpido el tráfico de la AP-68 en sentido Zaragoza entre los puntos kilométricos 0+000 (Buia) y 4+500 (salida Arrigorriaga) con un cierre de este tramo que se realizará en horario nocturno, de 22:00 a 6:00 durante las noches del miércoles 4 al jueves 5 y del jueves 5 al viernes 6 de noviembre.

El motivo de la afección es el tránsito del transporte especial que suministra uno de los tramos metálicos del viaducto que se construye sobre la AP-68 en Venta Alta.

El desvío alternativo estará debidamente señalizado y a los vehículos que van dirección Zaragoza por la A-8 y quieren coger la AP-68, se les dará continuidad por la A-8 hasta la salida 111 (Arrigorriaga-Burgos) para continuar por la BI-625 hasta la rotonda de Arrigorriaga desde donde se volverán a incorporar a la AP-68.

Imanol Pradales, con el trazado viario de la Supersur

A buen ritmo

Los trabajos avanzan según lo previsto para la puesta en servicio en 2023 del tramo que conectará la Supersur con la AP-68, constituyendo un eje fundamental de la futura gran variante metropolitana. Recientemente se ha culminado el cale de uno de los dos túneles de Seberetxe, cuya excavación comenzó en noviembre de 2019.

La VSM es crucial para las conexiones viarias del Puerto de Bilbao

El diputado foral de Infraestructuras y Desarrollo Territorial, Imanol Pradales, ha informado de que el grado de ejecución de las obras de la segunda fase de la Supersur, tanto en Seberetxe y Venta Alta como en Arnotegi es ya del 50%. Los túneles de Seberetxe tendrán longitudes de 608 y 620 metros, y en las próximas semanas está previsto el cale del segundo de ellos. Constituyen el tramo 9b de las obras de la VSM junto al enlace de Venta Alta, donde se están llevando a cabo los rellenos para preparar el terreno donde se asentarán los ramales de conexión de la VSM con la AP-68. Así mismo se está ejecutando un viaducto de 197 metros de longitud sobre la AP-68 por el que se llevará el movimiento de tráfico desde esta autopista hacia la Supersur.


Al mismo tiempo, desde Larraskitu se están ejecutando, en el tramo 9a, los dos túneles de Arnotegi, de 1.920 y 1.950 metros de longitud. Una vez finalizada su construcción, los túneles de Arnotegi y de Seberetxe se conectarán a través de los viaductos de Bolintxu, que tendrán longitudes de 161 y 141 metros. El conjunto de todas estas actuaciones supone una inversión de 200 millones de euros.

La gran variante metropolitana

Con la puesta en servicio de los tramos que se encuentran actualmente en ejecución, la Diputación da un paso fundamental para la creación de la gran variante de Bizkaia, conectando entre sí las vías de alta capacidad del entorno metropolitano. De este modo, la VSM quedará conectada en Trapagaran con la autovía del Puerto de Bilbao, el destino prioritario para el transporte de mercancías por carretera, con la A-8 hacia el noroeste peninsular, y con el futuro subfluvial de Lamiako; en Kastrexana, la VSM conecta con el corredor del Kadagua y con los accesos a Bilbao Sur desde la A-8; en Larraskitu con los accesos a Bilbao Este y con la AP-8 hacia Gipuzkoa; y en Arrigorriaga con la AP-68, principal vía de alta capacidad de conexión con la meseta y el corredor mediterráneo.

Según ha subrayado Pradales, la VSM se constituye así en una infraestructura estratégica para Bizkaia, ya que ofrece una solución a las congestiones de tráfico en el Bilbao metropolitano, y porque mejora las conexiones por carretera de los principales polos de actividad económica del territorio, haciendo de Bizkaia un territorio más competitivo y mejor situado para atraer nuevas inversiones.

Anterior artículoTM2 presenta Thermal Liner para el contenedor marítimo
Siguiente artículoEl acceso de vehículos en el puerto de Tarragona muestra una tendencia hacia la recuperación