El puerto de Almería proyecta un servicio reefer con Reino Unido

El próximo otoño podría realizarse un primer servicio marítimo para el transporte de frutas y hortalizas desde el puerto de Almería hasta el puerto de Portsmouth, en el Sur de Reino Unido. Así lo anunciaron representantes del sector del transporte y la logística en el transcurso de la jornada “El transporte marítimo de corta distancia y el compromiso con la sostenibilidad del puerto de Almería”, que se celebró este martes en Almería, organizada por la Asociación Española de Promoción del Transporte Marítimo de Corta Distancia (SPC-Spain) y la Autoridad Portuaria de Almería (APA).

El presidente de la APA, Jesús Caicedo se mostró “muy satisfecho” por el anuncio que se realizó al finalizar el encuentro sobre la disposición del sector de fletar un primer buque con unos 280 camiones cargados de productos perecederos de la provincia, con destino al mercado de Reino Unido.

La jornada, que contó con una notable participación de asistentes, tanto presenciales, como de forma telemática, se organizó con el objetivo de analizar las ventajas del short sea shipping, tanto desde el punto de vista de la competitividad, como de la sostenibilidad en el transporte marítimo en general, y en los servicios que puede prestar el puerto de Almería en esta modalidad con las denominadas autopistas del mar con el Norte de África y con Europa.

En la apertura de la jornada, la concejala de Presidencia del Ayuntamiento de Almería, María del Mar Vázquez, se mostró convencida de la viabilidad del servicio marítimo de frutas y hortalizas desde el puerto de Almería hasta Europa, tanto desde el punto de vista de la logística, como desde la sostenibilidad.

Jesús Caicedo, que agradeció la colaboración del Ayuntamiento en la celebración de la jornada, en su intervención reiteró su compromiso de seguir trabajando “para que más pronto que tarde el proyecto sea una realidad. Y no por un empeño personal, sino porque en la Autoridad Portuaria estamos convencidos de que es un proyecto viable económica y medioambientalmente, y sé que, en la comunidad portuaria, en el sector del transporte por carretera, en las navieras, en los exportadores hortofrutícolas, y en el sector europeo de la distribución hay interés en contar con un buque que transporte nuestras hortalizas frescas hasta Inglaterra, Francia y otros destinos”.

El presidente de la APA aseguró que el puerto de Almería, con los servicios que ofrece actualmente y con los proyectos de mejora que tiene en marcha, está “en las mejores condiciones para avanzar en la apertura de las autopistas del mar, unas rutas marítimas contempladas en la Estrategia de Sostenibilidad del sistema portuario español, que además de ofrecer vías complementarias al transporte por carretera, pretenden reducir la huella de carbono generada por congestiones de tráfico pesado en pasos fronterizos como los existentes entre España y Francia”.

A quienes puedan pensar que el short sea pretende restar espacio al transporte por carretera, Jesús Caicedo ha insistido que las autopistas marítimas, “no pretenden competir y mucho menos frenar el transporte por carretera, al que nunca sabremos agradecer lo suficiente el servicio estratégico y fundamental que han prestado y seguirán prestando al sector hortícola de Almería. Gracias a la gran flota de camiones frigoríficos que recorre a diario las carreteras del continente, nuestro sector hortícola es lo que es: el principal proveedor de frutas y hortalizas de Europa”.

Extenda

María Lara, directora del área de Promoción, Desarrollo y Red Exterior de Extenda, en su ponencia “El puerto de Almería y su proyección internacional”, aportó los datos de exportación marítima desde Almería en el 2020, año en el que se embarcaron 8 millones de toneladas, casi el 30% de Andalucía. Más del 50% de estos envíos se destinaron a Estados Unidos, Reino Unido y Nigeria. El yeso, la sal y la piedra manufacturada y sin manufacturar suponen más del 96% del total.

En el caso de las frutas y hortalizas, el pasado año se exportaron por vía marítima desde Almería 16.000 toneladas, solo el 0,5% del total de las exportaciones de estos productos. Los principales destinos fueron Canadá, Marruecos y Emiratos Árabes. Pese a que este volumen es muy modesto, supone un incremento del 174% en la última década, según ha destacado la directiva de Extenda.

En su análisis de los envíos por mar a Reino Unido, María Lara señaló que a dicho mercado se exporta principalmente sal, yeso y piedras sin trabajar, pero ni un solo envío de frutas y hortalizas. En el caso de Argelia, los envíos desde Almería representan el 23,2% de Andalucía (principalmente morteros y hormigón. Asimismo, todos los productos hortofrutícolas exportados al país norteafricano en 2020 (330 toneladas), se enviaron por mar.

A la vista de los datos y la tendencia de los últimos años, la representante de Extenda concluyeron que existen grandes posibilidades de crecimiento del comercio de mercancías desde el puerto de Almería, principalmente de frutas y hortalizas. Y en el caso de Reino Unido, asegura que “esta alternativa solucionaría el problema de la congestión de los puertos de acceso por carretera”, mientras que Argelia también ofrece posibilidades, ya que es un mercado en auge, tanto por el volumen como por la diversificación de la mercancía.

Ponentes de la jornada organizada por la Asociación Española de Promoción del Transporte Marítimo de Corta Distancia (SPC-Spain) y la Autoridad Portuaria de Almería (APA)

En sintonía con los datos aportados por Extenda, el jefe de jefe de la división Comercial y de Calidad de la Autoridad Portuaria, José Antonio Cuesta, en su exposición sobre los tráficos actuales y potenciales desde el puerto de Almería, concluyó que el transporte en buque de productos perecederos y aceite a los principales mercados europeos ofrece “la combinación óptima de transporte marítimo-terrestre, ya que permite embarcar camiones o plataformas, evitando así la manipulación de la mercancía y ahorrando tiempos de estiba”. Asimismo, informó de que, para acometer dichos envíos, el puerto dispone ya de las infraestructuras necesarias.

En cuanto a la posible línea entre Almería y el puerto de Portsmouth, Cuesta aseguró que hay muchos argumentos a favor del establecimiento de una salida semanal, y entre otras ventajas, se refirió a la medioambiental -reducción de emisiones de CO2-, y a la logística, ya que se evitarían los tiempos y los costes que supone cruzar el Canal de la Mancha, sobre todo con los nuevos requisitos impuestos por el Brexit.

La directora técnica de SPC Spain, Pilar Tejo, que moderó tanto la jornada como las mesas redondas, desarrolló una ponencia en la que destacó la contribución del transporte marítimo de corta distancia a la movilidad sostenible, así como a la recuperación del sector y la resiliencia.

En la primera de las mesas redondas, titulada “El puerto de Almería, enlace con el Norte de África” intervino Jordi Selfa, del Centro de Estudios del Transporte del Mediterráneo Occidental, CETMO; Manuel Baeza, de Trasmediterránea; y Rafael Navarro, de Baleària.

En la segunda mesa redonda, el tema giró en torno al enlace Almería-Europa: oportunidad de futuro. Este bloque fue moderado por Juan Manuel Povedano, y en él  intervenieron Dirk Ghys, de la naviera belga Sealink Antwerp; Santiago Fontecilla. de Seatrans Maritime España; José Sánchez, de Transportes J. Carrión: José Antonio Fernández, de Grupo Cosentino; e Ian Palacio, de la Autoridad Portuaria de Portsmouth (Reino Unido).

En el desarrollo de este bloque, el representante de la naviera belga anunció la intención del sector de arrancar el próximo otoño la línea marítima entre Almería y Portsmouth, un servicio que el trayecto de vuelta incluirá el paso del buque por el puerto de Zeebrugge (Bélgica), desde donde se pretende que los camiones regresen a España con mercancías procedentes del área de influencia de dicho puerto, para su distribución en España y en el Norte de África. De esta forma se tratará de hacer rentable el servicio, de forma que los camiones regresen a Almería con carga, que es la consideración que ha apuntado el representante de Transportes J. Carrión: “Porque si hacemos el retorno con los semirremolques vacíos, podemos ser eficaces, pero no eficientes ni competitivos”.

El representante de Grupo Cosentino manifestó que “nos encontramos ante una oportunidad única”, y ha apostado por la puesta en marcha cuanto antes del servicio marítimo. En su opinión, las ventajas competitivas desde el punto de vista medioambiental justifican por sí solas su puesta en servicio. Y es que, según sus estimaciones, el buque, solo en el trayecto Almería-Portsmouth puede reducir más de 600 toneladas de dióxido de carbono. Por este motivo, animó a los representantes de los diferentes sectores a empujar en la misma dirección.

Anterior artículoEl puerto Tarragona presenta su plan de autoprotección
Siguiente artículoEl puerto de Barcelona participa en el Mobile World Congress