El puerto de Barcelona mueve más de 900.000 teus y crece un 25% en contenedores

En el acumulado enero-marzo, el tráfico de contenedores del puerto de Barcelona ha experimentado un incremento del 25% respecto al mismo trimestre del año anterior. Este aumento, que confirma la tendencia al alza iniciada a finales del 2020, sitúa el movimiento de contenedores en 907.010 teus en el primer trimestre del año.

Esta tendencia es consecuencia tanto al buen comportamiento de los contenedores de origen y destino como a los tráficos. Así, en el caso de los contenedores de exportación e importación se ha registrado una evolución al alza del 11%, sumando 499.676 teus. Los contenedores de transbordo, por su parte, se incrementan un 47,9%, hasta los 407.334 teus.

Por países, destacan las exportaciones a los Emiratos Árabes Unidos que crecen un 80%, seguido de China con un 51%. La India, con un incremento del 41%, y Arabia Saudí, con un aumento del 33%, son también de los mercados más activos en estos intercambios.

En cuanto al tráfico total de mercancías, en el primer trimestre del 2021 han pasado por el puerto de Barcelona un total de 16 millones de toneladas, superando en un 7% los datos del mismo periodo del año anterior.

Por su parte, el tráfico marítimo de corta distancia mejora, con un movimiento de cerca de 7,7 millones de toneladas de mercancías, lo que supone un incremento del 4,2% respecto al 2020.

A buenas cifras del tráfico total y de contenedores de la infraestructura catalana, se suma una ligera recuperación de los sólidos a granel con más de un millón de toneladas (+1,1%). En cambio, en el caso de los líquidos a granel en los primeros tres meses del año se registra un movimiento de 2,8 millones de toneladas (-22,3%).

Vehículos y pasaje continúan afectados

En los primeros meses de este año, continúa la tendencia negativa de los sectores de vehículos y de pasaje, los más afectados por la pandemia.

En el caso de los vehículos, la caída hasta el mes de marzo es del 14,6%, con un movimiento de 138.866 unidades. A pesar de que se aprecia un aumento del 10% respeto el mes anterior. En cambio, el cabotaje sigue siendo el segmento más perjudicado en este tráfico (-37%).

En cuanto al pasaje, el descenso ha sido de un 76% (84.997 pasajeros), con especial incidencia en el tráfico de cruceros, que sigue siendo inexistente, afectado todavía por las restricciones sanitarias. A pesar de que, se espera una reanudación progresiva a lo largo del verano. Por su parte, en el caso de los ferrys, el descenso es del 45%.

Anterior artículoLas cifras de la crisis pandémica de la economía vasca. Demanda
Siguiente artículoFallece José Miguel (Josemi) Lombide, de Aduter