El puerto de Santander abaratará las tarifas a sus concesionarios entre 8 y 9 millones anuales

El Consejo de Administración de la Autoridad Portuaria de Santander ha decidido un abaratamiento, en un 5%, del coste del suelo a sus usuarios. Esta es la decisión más importante de las tomadas en una reunión mixta presencial y online, en la que se han acordado otras medidas como la reducción de la velocidad en la navegación en las aguas interiores de la bahía, y la transmisión de la concesión de Marina del Cantábrico hacia los 380 usuarios de la misma.

La APS reducirá un 5% el coste del suelo a sus empresas usuarias

El Consejo de Administración de la Autoridad Portuaria trató la propuesta inicial de valoración de los terrenos y aguas de la Zona de Servicio del Puerto y de los terrenos afectados a ayudas a la navegación por la que se abaratará el coste del suelo a los usuarios en un 5%. Según ha explicado el presidente del puerto de Santander, Francisco Martín, estas valoraciones “son necesarias para calcular la cuantía de la tasa de ocupación que deberán abonar los actuales concesionarios y los que, en el futuro, opten a concesiones o autorizaciones”. Declaró que, en estos momentos, en que se habla de posibles incrementos de impuestos, “nosotros los bajamos”. Cifró la cuantía del descuento “entre 8 y 9 millones de euros”, lo que redundará en la competitividad del puerto frente a sus competidores y también en la posibilidad de atracción tanto de nuevas mercancías como de otros operadores.

Además, como ha asegurado, la actualización de la última valoración era “urgente” debido “al tiempo transcurrido desde que se aprobó la anterior y a las modificaciones, cambios de usos y aprovechamientos que se han ido produciendo en el puerto y que beneficiarán a los usuarios con una reducción del 5% de las tasas concesionales”. En lo referido al tráfico de pasajeros, Francisco Martí cree que “la situación sólo puede ir a mejor” puesto que desde hace más de un año no existen escalas de crucero y las reducciones en la línea de Brittany Ferries han sido del 70%.

Más que un mero gesto

Para el consejero de Industria, Turismo, Innovación, Transporte y Comercio y vicepresidente del puerto, Francisco Javier López Marcano, esta medida supone “algo más que un mero gesto” una “gran noticia” ya que hará a las empresas que trabajan en el puerto “más competitivas” y “por extensión” al resto de la industria de Cantabria. López Marcano ha señalado que la bajada del valor del terreno “servirá para aliviar a un tejido empresarial que ha sufrido las graves consecuencias de la pandemia”. La propuesta, ahora, debe ser aprobada por el Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana, previo informe del Ministerio de Hacienda y de Puertos del Estado.

Por otra parte, el Consejo de Administración aprobó la ordenanza portuaria que establece la limitación de velocidades máximas de navegación en aguas del puerto de Santander. El documento sitúa esta restricción, para cualquier tipo de buque o embarcación, incluidas las motos de agua, en 15 nudos (27,8 km/h) y en 3 nudos (5,5 km/h) para los tramos de costa y playa que no estén balizados como zona de baño en una franja de mar contigua a la costa de 200 metros.

El objetivo de la APS con la aprobación de esta ordenanza es, para el presidente de la APS, Francisco Martín, “la mejora de la seguridad marítima evitando riesgos para los usuarios de la bahía”. Así, Martín se ha referido al peligro que supone el exceso de velocidad “tanto en los cruces con los buques mercantes como para los bañistas de las playas”.

Esta limitación afectará a la Zona I de las aguas del puerto de Santander que incluyen las que están situadas en el interior de la bahía, limitadas por la línea recta que une la Isla de la Torre y Punta Rabiosa, y la proyección de los puentes de las carreteras S-10 sobre la Ría de Boo y CA-141 sobre las Rías de San Salvador y Cubas.

Francisco Martín presidió el Consejo junto a Javier López Marcano, vicepresidente, y el director, Santiago Díaz Fraile

Temas administrativos

Finalmente, el Consejo trató otros temas como la reordenación de algunas concesiones como consecuencia del traslado de la terminal de ferri al futuro Muelle de Maliaño1-4, que superará los 16 millones de euros, y de la construcción de una estación de bunkering de gas natural licuado, con una inversión de 10 millones de euros. También la aceptación de la renuncia presentada por el Consorcio de la Zona Franca de Santander de la concesión para la ocupación de una superficie de subsuelo en el muelle de Maliaño con destino a la ubicación de tuberías para la conducción de graneles líquidos y pulverulentos. Del mismo modo, ligado a lo anterior y con el objetivo de que la Zona Franca pueda prestar sus servicios, se prevé el otorgamiento de una concesión en el muelle de la Margen Norte, con destino a la instalación de tres tubos para carga y descarga de graneles líquidos no peligrosos con una inversión cercana a los 500.000 euros.

Por otro lado, se propuso el inicio de la tramitación de rescate de una concesión a la Zona Franca, situada en la zona adyacente a los muelles de Maliaño, en la parte sureste de sus instalaciones, que ocupa una superficie de 9.788 metros cuadrados, y que pasará a formar parte de la nueva terminal de ferris. Además, se formalizó la aprobación económica del contrato de servicio de limpieza de las zonas comunes de tierra y de agua del puerto de Santander que asciende a 5.380.000 euros para los próximos cinco años y que, según ha explicado el presidente de la APS, “mejorará la eficiencia, economía y la huella de carbono del servicio”. El contrato incluye la prestación del servicio portuario de recepción de desechos de buques, servicios comerciales de limpieza de muelles y explanadas, así como la gestión de residuos procedentes de actividades comerciales e industriales de concesionarios y operadores del puerto. Para Martín, con esta versatilidad la Autoridad Portuaria de Santander conseguirá “una alta eficiencia económica, de calidad y medioambiental en el puerto, que beneficiará tanto a usuarios como a operadores”.