El puerto Valencia exhibirá una escultura gigante de Buda

El domingo 31 de agosto desembarcó en el puerto de Valencia la escultura del Buda que la Fundación Lumbini Garden tiene previsto instalar en Cáceres, como pieza emblemática del gran centro budista que esta institución levantará en ciudad extremeña.

La figura partió hace un mes del puerto de Thilawa (Myanmar), con destino Valencia, antes de su ubicación definitiva en Cáceres. El buque “Ain Snan”, de la compañía UASC, fue el encargado de trasladar vía marítima la pieza hasta las dársenas valencianas.

La estatua es un regalo que la Fundación Lumbini Garden ha realizado a la ciudad de Cáceres, donde se va a construir el mayor templo budista de Europa, y permanecerá durante unos días en Valencia, concretamente en el Edificio del Reloj de la APV donde se está trabajando estos días y ultimando los detalles para que pueda ser expuesto y visitado gratuitamente por los valencianos. La Fundación Lumbini, por su parte, tiene previsto realizar diversos actos entorno de dicha exposición.

El Buda es propiedad de la Fundación Lumbini Garden. Su nombre completo es Mahar Karuna Buddha y es una réplica exacta de un Gran Buddha de 40 metros. La réplica mide 2 metros de altura, pesa dos toneladas y está realizada en jade blanco birmano.

La piedra de Jade en el budismo

La estatua de este Buda dedicada al culto está esculpida en la piedra de jade, un símbolo de gran categoría moral en la cultura asiática. Los budistas rinden homenaje al jade, piedra originaria de la antigua China, venerándola desde hace siglos.

Además, las autoridades civiles y religiosas han acompañado al buda Karuna en su despedida hacia España. La escultura fue bendecida en su despedida por el gran Monje Birmano Bhamo Sayad, líder espiritual de la Sanga Birmana, en la pagoda mundial Kaba Aye dentro de una ceremonia religiosa.

El gran centro budista de Cáceres contará con una Universidad, un centro de mindfulness, una gran pagoda birmana con un monasterio budista y un centro de interpretación con reliquias originales de las ciudades santas en las que transcurrió la vida del Buda Sakiamuni.

Anterior artículoLas certificadoras de vehículos ferroviarios deberán estar acreditadas por ENAC
Siguiente artículoFenadismer organiza una jornada online sobre los cambios normativos del tacógrafo