El TSJ rechaza por segunda vez la paralización de la ZAL del puerto de Valencia

La sala de lo Contencioso-Administrativo, Sección 1, del Tribunal Superior de Justicia de la Comunitat Valenciana (TSJCV) ha desestimado el recurso de reposición interpuesto por la Asociación Per l’Horta contra el auto de 25 de octubre en el que se denegaba la suspensión de la Zona de Actividades Logísticas (ZAL) del puerto de Valencia como medida cautelar. Con esta nueva resolución, el TSJ desestima por segunda vez la paralización de la ZAL, lo que permite continuar con la normal comercialización de las parcelas destinadas a uso logístico.

Asimismo, cabe recordar, que en el auto del 25 de octubre el Tribunal Superior de Justicia valenciano, al desestimar por primera vez la suspensión cautelar del Plan Especial de Urbanización de la ZAL, señalaba que debía prevalecer el interés general de la actuación. Y referenciaba a la memoria justificativa de dicho plan especial en el que se recogen los efectos positivos sobre la economía regional y el conjunto de la Comunitat Valenciana, como la mejora de la competitividad del tejido empresarial valenciano.

El Tribunal Superior de Justicia de la Comunitat Valenciana falla contra el recurso de reposición presentado por la asociación Per l’Horta, desestima las medidas cautelares solicitadas y allana el camino para la Zona de Actividades Logísticas del puerto de Valencia

Comercialización de la ZAL

El pasado 28 de noviembre, Valencia Plataforma Intermodal y Logística publicó el pliego de condiciones que rige la adjudicación de las tres parcelas edificables de la ZAL del puerto de Valencia que estaban pendientes de adjudicar: un total de 107.000 m2 para actividades logísticas correspondientes a las parcelas A1, B1 y A3. El plazo de presentación de las ofertas será de 90 días naturales.

Como ya se hiciera para la adjudicación de las cuatro primeras parcelas comercializadas, los criterios de valoración técnica ponen en valor la naturaleza de los clientes finalistas y la vinculación del proyecto con el tráfico marítimo. También se valora el impacto socioeconómico a través de la creación de nuevos puestos de trabajo -especialmente en colectivos con alto riesgo de exclusión social en el entorno en el que se ubica la ZAL, como pueda ser el barrio de Nazaret-, o iniciativas para la mejora medioambiental entre las que destacan las actuaciones enfocadas a reducir emisiones de CO2e, el empleo de fuentes de energía alternativa y el compromiso de implementar medidas que contribuyan a la eficiencia energética y la sostenibilidad.

En total, la Autoridad Portuaria de Valencia estima que con las 7 parcelas (las 4 anteriores, más las 3 actuales) de la ZAL se generarán más de 2.000 puestos de trabajo.

Anterior artículoTiba participa en la mayor feria internacional de vinos a granel
Siguiente artículoLos puertos catalanes y de Occitania acuerdan estrategias conjuntas en el Salón Náutico de París