Álava destina 280.000 € a la formación profesional en movilidad sostenible

La Diputación Foral de Álava (DFA) continuará trabajando con los centros de Formación Profesional del Territorio para dar respuesta a las necesidades del tejido productivo alavés.

La institución foral ha firmado un convenio con los 14 centros formativos adheridos a Egibide e Ikaslan Araba para que estas lleven a cabo actividades formativas, entre otras, en materia de movilidad sostenible.

El acuerdo permitirá desarrollar las actividades necesarias para el diseño de una formación especializada en el ámbito de la movilidad sostenible y conectada. Se trata de responder a la necesidad de cualificación de trabajadores con conocimientos específicos en el mantenimiento y reparación de vehículos híbridos y eléctricos, vehículos impulsados por hidrógeno y vehículos conectados.

Asimismo, se pretende explorar las necesidades formativas previstas derivadas de la creación en el Parque Tecnológico de Álava de la fábrica de baterías BasqueVolt.

Formación en tecnologías avanzadas

El Departamento de Desarrollo Económico e Innovación tiene entre sus funciones las de la promoción y fomento de la innovación, dirigida a la mejora de las capacidades competitivas del tejido industrial alavés.

En busca de ese objetivo, la institución es plenamente consciente de la necesidad de la industria alavesa de avanzar en el despliegue de la RIS3 Euskadi 2030 en Álava, para lo que requiere contar con profesionales adecuadamente formados en las tecnologías asociadas.

Para ello, destinará 280.000 euros a la consecución de este convenio, una partida que servirá para la adquisición de material y equipamiento en primer lugar, y para la puesta en marcha de las formaciones posteriormente.

La diputada alavesa de Desarrollo Económico e Innovación, Saray Zárate, señala que este proyecto “demuestra que la cooperación entre los centros de Formación Profesional de Álava ayuda a la mejora competitiva de las empresas industriales alavesas, especialmente de las pymes, facilitando su proceso de digitalización, mediante el diseño y puesta en marcha de actividades que favorezcan la formación y capacitación de profesionales en las tecnologías asociadas a la Industria 4.0”.