Francia pospone su Congreso de la Economía Marítima

Era un secreto a voces, pero los organizadores del Congreso del Mar de Francia (Assises de l’Économie de la Mer) no querían dar su brazo a torcer: la evolución de la pandemia del Covid-19 en nuestro vecino del norte ha obligado a suspender la edición 2020 de éste congreso que iba a tener lugar en Niza los días 1 y 2 de diciembre. La ciudad de la Costa Azul debía tomar el relevo de Montpellier, donde se celebrado la anterior edición del Congreso, y así será, pero en unas nuevas fechas: 14 y 15 de septiembre del 2021.

El Congreso del Mar de Francia será en Niza, 14 y 15 de septiembre del 2021

Los organizadores han preferido no optar por una versión descafeinada on-line, puesto que el punto fuerte del Congreso Francés del Mar deviene de la multitud de asistentes de todas las ramas económicas ligadas a la “Economía Azul”. En la XV edición del 2018, celebrada en Montpellier, se reunieron más de 1.500 asistentes en el plenario para escuchar, entre otros, el discurso del presidente francés Emmanuel Macron. Y otros mil asistentes se centraron en distintos talleres y conferencias sobre temas tan dispares y tan simbióticos, como el comercio, el transporte internacional, la pesca, la ecología, la construcción naval, la defensa o los descubrimientos científicos.

Músculo marítimo

Francia ha decidido que el Siglo XXI sea marítimo y el Presidente de la República, Emmanuel Macron, ha decidido “mostrar músculo marítimo” dado que ya hace unos años que el país vecino catalogó este sector como “estratégico”  y consideró que debe liderar el comercio marítimo internacional y preservar el medio ambiente marino.


Para apoyar estas palabras y actitudes Francia ha nombrado, por primera vez en 30 años, un Ministerio del Mar, sacándolo de otros más genéricos, con el nombramiento de Annick Girardin al frente. Macron cree que Francia se ha de desenvolver,  vivir y “triunfar, retomando el liderazgo europeo y mundial” y propuso a armadores y otros actores del transporte marítimo, “un pacto global” que aproveche “el atraso de los puertos franceses” y lo conviertan en “una oportunidad”. También tuvo Macron palabras de ánimo para el sector de la construcción naval y a la Marina Nacional y anunció un plan para la investigación del océano y el clima. Definió al mar como “bien común de la Humanidad” a defender para proteger la biodiversidad y las costas.

Artículo anteriorLa Conferencia del Shortsea Promotion Center Spain analizará el escenario Covid y el medio ambiente
Siguiente articuloEl puerto de Valencia, modelo de la Hoja de Ruta del Hidrógeno