El puerto de Barcelona renueva el PERS por la integración de su gestión medioambiental

Se trata de un reconocimiento por parte de la ESPO por su labor en este campo

El puerto de Barcelona ha renovado una vez más la certificación PERS (Port Environmental Review System), de gestión ambiental creada por la ESPO -European Sea Ports Organisation- dentro de la iniciativa ECOPorts.

La certificación PERS, junto con las otras certificaciones de aplicación voluntaria que ha obtenido el sistema de gestión ambiental del puerto de Barcelona -la ISO 14001 y la inscripción al registro EMAS- “son un reconocimiento explícito a la gestión ambiental del puerto”, recuerda la Autoridad Portuaria de Barcelona (APB).

La certificación PERS ha valorado el “alto nivel de integración” de la gestión ambiental en el funcionamiento del puerto de Barcelona, “integración necesaria” para avanzar en las diferentes iniciativas en marcha “para minimizar el impacto de la actividad portuaria en el entorno”.

Según el puerto catalán, la ESPO ha valorado los proyectos emprendidos para potenciar la biodiversidad en los medios marino, aéreo y terrestre; en el ámbito de la transición energética; la electrificación de muelles; y el uso del gas natural licuado como combustible de transición y la promoción de los combustibles cero emisiones en el transporte marítimo y en los puertos, entre otros.

El presidente del puerto de Barcelona, Lluís Salvadó, ha dado las gracias a los profesionales que han participado más activamente en la renovación de la certificación PERS y al conjunto de la comunidad portuaria de Barcelona “por trabajar de forma conjunta y responsable para conseguir un puerto más sostenible ambientalmente”.

“Las iniciativas emprendidas por el puerto durante los últimos años nos han situado al frente de los puertos mediterráneos en ámbitos como el suministro de GNL en buques y en la producción fotovoltaica sobrecubierta”, ha añadido Salvadó.

Por último, ha señalado que desde el puerto de Barcelona “ponemos el énfasis en la necesidad de que estas políticas ambientales se extiendan a toda la cadena logística. Por lo tanto, es muy importante conseguir la implicación de todos los actores del comercio internacional en los objetivos de desarrollo sostenible”.