Foro de Logística asegura que la escasez de talento marcará el 2023

El talento y su gestión, tendencia clave para la logística en 2023

La gestión del talento es uno de los elementos que más repercusión tiene en las organizaciones actuales. Enlos últimos tiempos todo el mundo habla de talento y parece estar de moda. Este año que termina ha estado presente en los discursos de los principales directivos del sector logístico, en los slogans de jornadas y eventos de entidades representativas del sector y en las principales ferias y congresos logísticos.

Por ello, Gabino Diego, CEO de Foro de Logística, analiza la situación en la que se encuentra el sector: “Todo esto está muy bien, pero hemos de pasar del discurso buenista a la acción. Se trata de ser práctico y, como se dice vulgarmente, ‘coger el toro por los cuernos’”.

Alertando del problema que supone la “escasez de talento”, Foro de Logística lleva más de siete años trabajando en pos de su adecuada gestión, una tarea que, tal y como plantea Juan Carlos Cubeiro, Senior Advisor de la institución, marcará la pauta del sector en el año entrante.

La escasez de talento

“Esta premisa se apoya en siete razones que, directa e indirectamente, están avocadas a generar sinergias con los aspectos coyunturales y estructurales que definen el estado presente y futuro del mercado”, asegura Gabino Diego. Destacando, “vivimos una crisis especialmente compleja que se resuelve con productividad, es decir, con talento, que debe conducir a la innovación y a la excelencia que llevan a la rentabilidad: el modelo PIR de superación de esta crisis”.

Asimismo, explica que el mayor desabastecimiento que actualmente tienen las empresas es precisamente el talento, con una escasez del 80% en España (según el último estudio de Foro de Logística).

“Este desabastecimiento se ve agravado, si cabe, con la gran desbandada del 40% de los empleados que se marchan de forma voluntaria, con la renuncia silenciosa (bajo nivel de compromiso) y con un absentismo que ha crecido el 12% este año de manera alarmante.

El talento debe conducir a la innovación y a la excelencia que llevan a la rentabilidad

Igualmente, el talento no es lo que era. Es inteligencia práctica y se compone de capacidad (aptitud y actitud), compromiso y contexto. España es el país nº 116 en atracción y desvinculación de talento, según los informes del Foro Económico Mundial.

Por otro lado, la atracción, fidelización y desarrollo del talento es un asunto estratégico que merece la máxima atención de los perfiles decisores y ejecutivos y señala que para que la empresa sea imán de talento (atracción) su propósito debe ser ilusionante y diferencial en la práctica, más allá del discurso.

“El mayor fidelizador del talento es el liderazgo auténtico (liderazgo ético, como lo llama Pilar Llácer). El 70% de las salidas voluntarias y del bajo compromiso se producen por falta de liderazgo. El mayor desarrollador del talento es una cultura de aprendizaje, con líderes-coaches GeFes – Generadores de Felicidad”, concluye.

Tendencias del sector logístico

Como no podía ser de otra manera, la gestión del talento como tendencia conecta de forma sistémica con las principales tendencias del sector logístico para el año 2023: con la sostenibilidad porque no sólo tiene que ver con el cuidado del planeta sino con la supervivencia de la propia empresa; con la digitalización porque la productividad sólo se puede aumentar contando con el talento.

Con los convenios y la paz social porque hemos de acostumbrarnos a conectar la compensación con la productividad y buscar fórmulas de beneficio mutuo; con el desarrollo y el crecimiento en tamaño porque este depende del desarrollo de los profesionales en la empresa. Y con la visión financiera porque el orgullo de pertenencia, como factor de talento, es esencial en esta crisis de especulación.