El puerto de Bilbao ampliará su papel como hub energético

El puerto de Bilbao va a ganar en tráficos y capacidades logísticas para el sector de los graneles líquidos gracias a la construcción de una nueva planta de almacenamiento de biocombustibles y otros graneles líquidos en la que la compañía Exolum invertirá 20 millones de euros. Recordar que Exolum es la actual compañía heredera de CLH, Compañía Logística de Hidrocarburos, cuyo accionista principal es el fondo CVC.

La ubicación de esta nueva infraestructura en el puerto de Bilbao, en terrenos adyacentes a las instalaciones que ya dispone en Zierbena, la convierte en un importante enclave para los flujos de biocombustibles y materias primas, y genera sinergias con otros desarrollos de adaptación a la transición energética que Exolum tiene en marcha en los puertos de Gijón y A Coruña.

Uno de los pilares de la estrategia de la compañía es la apuesta por el desarrollo de inversiones logísticas en los puertos de España que le permitan dar soporte a la transición energética garantizando la eficiencia y seguridad de suministro.

Exolum opera en 11 países, 7 europeos, y puede almacenar 11 millones de m3

Desde Exolum se considera que la cercanía del puerto de Bilbao con otros hubs clave del Atlántico, como Rotterdam, Amberes o La Haya, facilita el desarrollo de actividades comerciales y contribuirá, con su oferta de capacidad y servicios, al crecimiento del negocio industrial asociado a biocombustibles y materias primas proporcionando soporte tanto a la refinería de la zona como a otras plantas industriales.

En varias fases

La construcción de la nueva planta se llevará a cabo en varias fases y la primera comprende la construcción de un cubeto con cinco tanques con una capacidad total de almacenamiento de 29.000 m3. Esta fase se iniciará en el 2025 y se espera que esté operativa en el 2027, ampliando la oferta de servicios de la compañía y su capacidad de almacenamiento y tratamiento de productos en la zona. En siguientes fases se ampliarán capacidades y servicios, flexibilizando y adaptando la logística a requerimientos propios de cada materia prima.

La nueva infraestructura dispondrá de los más avanzados sistemas de seguridad y protección medioambiental

La nueva terminal contará, ya en la primera fase, con infraestructuras de conexión al puerto posibilitando operaciones de entrada y salida de buques, así como la conexión con otras terminales, con las instalaciones de Exolum en Zierbena y Santurce, y con la amplia red de la compañía en toda España. Esto permite además incrementar la versatilidad en los servicios operativos ofrecidos como la recepción y almacenamiento de biocombustibles y materias primas de diferentes calidades, el mantenimiento de temperatura requerida, las mezclas personalizadas, así como la posterior carga en buque o bien su envío a otras terminales.

Exolum dispone en de tres instalaciones de almacenamiento en Euskadi, dos situadas en el puerto de Bilbao, en los municipios de Santurce, Zierbena (Bizkaia), y en Rivabellosa (Álava). También está presente en los aeropuertos de Bilbao y San Sebastián.