La cadena logística pide revisar las alianzas de navieras y descarta la deslocalización industrial

Los actores principales de toda la cadena logística que implica cargadores, transitarios, terminales y puertos, intercambiaron opiniones en la mesa redonda de BNEW Logistics sobre las perspectivas del transporte marítimo”, moderada por la abogada experta en derecho marítimo Rosa Romero Serrano. La charla giró alrededor de cómo ha afrontado el sector marítimo el periodo de pandemia o la deslocalización hacia Extremo Oriente.

Narcís Pavón, director de Operaciones de APM Terminals, resaltó que durante el periodo de pandemia las terminales reforzaron los planes de resiliencia, y se han enfocado en garantizar la seguridad del personal y de la comunidad portuaria.

Por otra parte, Julián Martínez, técnico en I+D del puerto de Valencia, resaltó que durante la pandemia los puertos se han ido adaptando a las exigencias, y que el efecto resultante después del Covid ha derivado en una gran congestión portuaria, lo cual ha comportado la necesidad de reestructurar los servicios marítimos, como por ejemplo las empresas de importación y exportación.

Los efectos de la pandemia, según Julián Martínez, aún están más que presentes.

¿Hacia una deslocalización de la producción?

Según Jordi Espín, secretario general de Transprime Spanish Shippers’ Council, la deslocalización productiva de Extremo Oriente no es fácil, y por el momento apunta a que no se está dando. Tal y como apuntó Pavón, la deslocalización no es sencilla y que no es viable en un corto espacio de tiempo.

Los demás ponentes, como es el caso de Óscar Calvo, director general de JVC Shipping & Solutions, indicó que en momentos claves es cierto que los importadores se plantean la deslocalización. Puso como ejemplo que el Covid ha paralizado la industria marítima china, lo cual ha obligado a mover la cadena logística. Pero el factor más determinante añade, fue el bloqueo del Canal de Suez, junto con el gran incremento de los fletes desde el año 2020.

Estos tres factores, según Calvo, son los que hacen que haya muchos más importadores que se plantean tener fabricantes más cercanos con precios más estables y sin riesgos de incremento de transporte.

Alianzas marítimas

Jordi Espín, secretario general de Transprime Spanish Shippers’ Council, en representación de los cargadores, apuntó que “las alianzas no actúan correctamente, por tanto, se necesita un factor regulador que impida que se concentre la oferta y demuestre que se cumplen con las condiciones impuestas. El problema está en que el regulador no lo audita”.

Concluyó diciendo que “la Ley que favorece la creación de alianzas, es la que pensamos que debe cambiarse”.

En este sentido, Calvo reconoció que los fletes se encarecen repentinamente y admitió que es necesaria una normativa que regule las prácticas oligopólicas.

En general, los ponentes destacaron que es esencial un cambio en la normativa en los que se refiere a las alianzas entre las navieras, o al menos su revisión.