La caída del 8,6% del tráfico de los puertos españoles se sitúa por debajo de lo previsto

Los puertos españoles movieron durante el 2020 un total de 515.682.392 toneladas, lo que ha supuesto un descenso del 8,65% respecto al año anterior. Aun así, el presidente de Puertos del Estado, Francisco Toledo, ha valorado positivamente los resultados, recordando que en el primer semestre del 2020 “pronosticábamos un cierre en negativo que nos podría hacer perder entre el 10% y el 16% de los tráficos”. 

A pesar de haber cerrado el ejercicio con unas bajadas generalizadas en todas las formas de presentación de las mercancías, Toledo es positivo y cree que durante este ejercicio “veremos una recuperación gradual de los tráficos hasta alcanzar cifras similares al 2019”.

La posición estratégica de los puertos españoles en el contexto del comercio mundial y de las principales rutas marítimas, han permitido que las mercancías en tránsito siguieran creciendo hasta los 156 millones de toneladas, un +0,8% más que en el 2019

La mercancía general junto con las mercancías en tránsito palía las bajadas de los graneles

La mercancía general, la que más valor aporta a la cuenta de resultados de los puertos, y que supone cerca del 52% del total movido, ha recuperado en el último cuatrimestre gran parte de lo perdido desde el inicio de la pandemia. Los abonos, aceites, frutas y hortalizas han contribuido con sus incrementos a alcanzar los 261,6 millones de toneladas movidas, reduciendo el descenso al -4,5% respecto a 2019.

Los graneles líquidos, el segundo grupo de mercancías más numeroso con 167,1 millones de toneladas, el 33% del total, descendieron un 10,7%, lastrados por la bajada de biocombustibles, petróleo crudo y fueloil, aunque también ha habido productos que se han incrementado como el gasoil.

La pandemia reduce el tráfico portuario un 8,6% respecto al año anterior

Respecto a los graneles sólidos, con 77 millones de toneladas movidas, el 15,2% del total, han sumado un mes más de descenso, constatándose el desplome del tráfico de carbón (-24,3%), debido al acuerdo de cerrar centrales carboeléctricas para mitigar el cambio climático, y algunos productos de construcción como el cemento (-9%) y el asfalto (-6,7%).

Afortunadamente, la posición estratégica de los puertos españoles en el contexto del comercio mundial y de las principales rutas marítimas, han permitido que las mercancías en tránsito siguieran creciendo hasta los 156 millones de toneladas, un +0,8% más que en 2019, lo cual representa que se mantiene la ratio de que 1/3 de las mercancías movidas en nuestros puertos tienen como destino final otros países de nuestro entorno.

Las líneas regulares y los cruceros, los más afectados

Sin duda, el tráfico de pasajeros ha sido uno de los más afectados por la pandemia a causa de las restricciones impuestas a la movilidad.

Así, el total de pasajeros, de línea regular y de cruceros, ha descendido un 64,5%, alcanzándose los 13,3 millones de pasajeros.

Esta bajada ha sido mucho más acusada en el caso de los cruceros que, de los 1,37 millones de pasajeros contabilizados en el 2020, prácticamente el 80% de esos pasajeros lo hicieron durante los meses de enero y febrero, previos a las limitaciones impuestas por la pandemia. Durante los diez últimos meses apenas se han contabilizado 260.000 pasajeros de crucero.

Anterior artículoEl puerto de Barcelona actualiza las tarifas MARPOL V
Siguiente artículoPuertos del Estado y A Coruña avanzan en la integración ciudad-puerto