La facturación hortofrutícola se mantiene por el incremento de los precios

Las ex­portaciones españolas de fru­tas y hortalizas frescas en el primer cuatrimestre del año se situa­ron en 4,7 millones de tonela­das y 6.485 millones de euros, lo que supone un descenso del 2%, aunque un crecimiento en valor del 5,7% por la subida de los precios.

Las exportaciones españolas del sector hortofrutícola se mantienen firmes, gracias al incremento de la facturación como consecuencia de la subida de los precios que compensan la caída de las ventas. Aunque el año 2022 comenzara con una gran incertidumbre en cuanto al precio de los costes y a la evolución del año, los productores y comercializadores de frutas y hortalizas frescas mantienen la esperanza. Y es que, en el presente año, aunque las ventas no han conseguido repuntar, la industria se estaría beneficiando de la importante subida de los precios. En este sentido, el Índice de Precios al Consumo (IPC) se ha disparado significativamente en los últimos meses, hasta niveles que no se veían desde hacía años. Detrás de esta escalada vertiginosa se encuentran principalmente las subidas de los precios de los carburantes y de la electricidad, pero también, como no, de los alimentos, afectados, en parte, por la guerra de Ucrania.

En este sentido, según datos de la consultora NielsenIQ, presentados en el XXIV Congreso AECOC de Frutas y Hortalizas que tuvo lugar en junio, la facturación del sector aumentó un 3,5%, en el primer cuatrimestre del año 2022. No obstante, el volumen de ventas del sector hortofrutícola cayó un 4,6% en el mismo periodo. 

Asimismo, según la misma consultora, el sector sigue creciendo, como consecuencia del aumento del valor de las frutas (+6,4%), mientras que la facturación de las hortalizas se mantiene prácticamente plana (+0,3%), al igual que el mercado hortofrutícola online, con una cuota del 1%.

En el análisis por productos, el informe de NielsenIQ muestra que las naranjas, los plátanos y las manzanas son las frutas con mayor cuota de compradores, y por volumen de ventas en el sector representan el 19,5%, el 14,7% y el 9,5%, respectivamente. En el caso de las hortalizas, los tres productos más habituales en la cesta de la compra son las patatas (24,8% del volumen de ventas), los tomates (16,5%) y las cebollas (9,7%).

Por otro lado, en cuanto a las importaciones españolas de frutas y hortalizas frescas, según datos del Departamento de Aduanas e Impuestos Especiales procesados por FEPEX, desde enero hasta abril del 2022 se situaron en 1.247 millones de euros, el mismo valor que en el mismo periodo del año 2021, siendo Marruecos, Francia y Perú los principales proveedores del mercado, así como Portugal, Costa Rica y Países Bajos.

Así, las importaciones españolas de frutas y hortalizas frescas han ido en aumento, siendo Marruecos el país que más ha crecido en el mercado español en los últimos años.

Las exportaciones españolas de fru­tas ascendieron en enero-abril a 2,3 millones de toneladas (-0,6%) por un valor de 3.072 millones de eu­ros (+1,4%)

En este sentido, las importaciones procedentes de Marruecos en el periodo de enero a abril del 2022 ascendieron a 469 millones de euros, lo que representa un 11% más que en el mismo periodo del 2021, afianzando su posición como primer país proveedor. 

Tras Marruecos, el segundo origen de las frutas y hortalizas importadas por España es Francia, con 119 millones de euros, un 6% más que en el año 2021, y el tercero es Perú, con 100 millones de euros y un 9% menos. 

Tras estos tres países, las importaciones españolas se centran en Portugal, Costa Rica y Países Bajos. Las compras de frutas y hortalizas frescas a Portugal ascendieron a 70 millones de euros de enero a abril de este mismo año, un 8% más que en los mismos meses del año 2021. A su vez, de Costa Rica se importó por valor de 65 millones de euros (+7%) y Países Bajos por valor de 60 millones de euros (+4%).

Por lo que respecta a las exportaciones españolas de frutas y hortalizas frescas en el primer cuatrimestre del año, según los mismos datos procesados por FEPEX, se situaron en 4,7 millones de toneladas y 6.485 millones de euros, lo que supone un descenso del 2% respecto al mismo periodo del año anterior y un crecimiento en valor del 5,7%.

Concretamente, la exportación de hortalizas ascendió a 2,4 millones de toneladas (-3,6%) y 3.413 millones de euros (+9,8%), destacando el pimiento, con 400.320 toneladas (-3%) por valor de 660 millones de euros (+0,3%); la lechuga, con 390.036 toneladas (-6%) y 448,5 millones de euros (+8%); y el tomate, con 323.560 toneladas (-7%) y 598 millones de euros (+20%).

Por lo que respecta a las frutas, las ventas al extranjero ascendieron a 2,3 millones de toneladas (-0,6%) por un valor de 3.072 millones de euros (+1,4%). Después de los cítricos, destaca la fresa, con 209.772 toneladas exportadas (-6%) por un valor de 565,5 millones de euros (+11%).

Respecto a las principales comunidades autónomas exportadoras, destacan Andalucía, con 1,7 millones de toneladas, un 3% menos que en el primer cuatrimestre del año 2021 por un valor de 3.144 millones de euros (+12%); la Comunidad Valenciana con 1,5 millones de toneladas (-3%) por un valor de 1.641 millones de euros (-4%); y Murcia, con 902.837 toneladas (-1%) por un valor de 1.095 millones de euros (-13%).