Las estaciones de montaña de FGC logran un notable aumento de visitantes durante Navidad

Las estaciones de montaña gestionadas por FGC (www.turismefgc.cat) dan por finalizadas las fiestas de Navidad con un balance muy positivo de visitantes, superando las cifras registradas en el 2019, en que la temporada fue excepcional y las grandes nevadas animaron en que muchos visitantes a desplazarse a la Cerdanya, el Berguedà, el Ripollès, el Pallars Sobirà y el alta Ribagorça para disfrutar de la nieve, de la naturaleza y del entorno.

Las fiestas de este año han estado marcadas por la buena meteorología, con mucha estabilidad durante todo el periodo de las vacaciones navideñas, y unos grosores de nieve muy superiores al año pasado. A este hecho se ha sumado el buen estado de las pistas, la gran oferta de servicios y las actividades alternativas al esquí que se han llevado a cabo en las estaciones, elemento clave para el logro de unas cifras muy positivas para las comarcas.

Un año más, las estaciones de montaña de FGC han contribuido a la dinamización del territorio.

Las estaciones, en cifras

Durante las fiestas navideñas, La Molina ha tenido un aumento de visitantes del 56% respecto la Navidad pasada.

Entre las actividades de la estación, hay que destacar el paseo con el telecabina Cadí-Moixeró que, con el alargamiento hasta el Niu de l’Àguila, ha sido una de las actividades estrella de la estación. También la primera carrera del año, el Descenso Infantil, con todas las inscripciones agotadas, la Marcha Popular Nocturna y la bajada de antorchas para recibir a SSMM los Reyes de Oriente.

En cuanto a las estaciones del Ripollès, Vall de NúriaVallter 2000, la primera ha registrado cifras de un 32% superiores a la temporada pasada. Cómo es habitual, uno de los puntos más favorables por la estación ha sido la restauración, donde se ha registrado un 80% de ocupación, un 11% más que la temporada anterior.

En cuanto a Vallter, el aumento de visitantes ha sido de un 67% durante esta Navidad.

En la comarca del Pallars Sobirà, las estaciones de Espot y Port Ainé también han tenido un aumento de visitantes: en Espot un 19% más que en el 2019 y en Port Ainé, un 8% más que en la temporada pasada.

Por otro lado, la estación de Boí Taüll, en la Alta Ribagorça, ha aumentado un 5,5% el número de visitantes respecto el año pasado.

En estas fiestas, como ya es habitual en esta época del año, los usuarios de Boí Taüll han podido disfrutar de varias actividades como las programadas por el día de Navidad, la tradicional bajada de antorchas del 28 de diciembre y la visita de Reyes Magos para cerrar la programación navideña.


Buenas previsiones para los próximos días

La mayoría de las estaciones gestionadas por FGC funcionan al 90% y se espera que a lo largo de los próximos días abran al completo su dominio esquiable.

Por lo tanto, estas estaciones actualmente operan con los siguientes grosores de nieve: de 20 a 50 cm en La Molina; de 30 a 40 cm en Vall de Núria; de 20 a 60 cm a Vallter 2000, de 30 a 80 cm a Port Ainé, de 40 a 100 cm en Espot y de 60 a 160 cm en Boí Taüll.

Las estaciones de montaña de FGC tienen previsto cerrar su actividad el día 13 de abril, a excepción de Vall de Núria que mantiene sus instalaciones abiertas todo el año.

Anterior artículoLa normativa OMI 2020 se alinea con la estrategia del puerto de Barcelona
Siguiente artículoXPO apoyará la expansión de la firma deportiva Macron