La apuesta de Madrid por la logística y el liderazgo

Si la política es la actividad que procura convertir en posible aquello que es necesario, y la logística la que planifica, gestiona y controla el almacenamiento y envío de bienes en una cadena de suministro, tiene todo el sentido que ambas se encuentren y se entiendan.

Ese es al menos el proyecto que tenemos en la Comunidad de Madrid, donde somos muy conscientes de que los madrileños tenemos motivos para sentirnos muy orgullosos de un sector como el logístico, esencial en sus propios términos y que ha demostrado una enorme capacidad de proporcionar soluciones de vanguardia a los ciudadanos y al resto de sectores, que ha sabido adaptarse a los retos tecnológicos, sin bajar nunca la guardia ni hacer dejación de responsabilidad.

Me refiero a un sector estratégico que satisface necesidades básicas de los ciudadanos, que ha sabido convertir los retos difíciles en buenas oportunidades. Un conjunto de actividades que abarcan el transporte, la paquetería, la distribución y el almacenamiento, que representan nada más y nada menos que el 7% del PIB de nuestra región, que generan 206.000 puestos de trabajo en la Comunidad de Madrid y que garantizan algo que es esencial, como los suministros.

Tanto la gran logística, como la logística del proceso final de transporte y reparto, esa “última milla” tan importante, como la denominan los expertos, están evolucionando a un ritmo vertiginoso con el auge imparable del comercio electrónico. Ejerciendo, además, un papel importante en el equilibrio y la vertebración del territorio y ayudando a combatir los efectos de la despoblación, como consecuencia del invierno demográfico, allí donde sus consecuencias son más palpables.

Empresas muy distintas entre sí, que tienen en común la capacidad para ser fuertes y versátiles, que, en la pandemia, por poner un ejemplo muy reciente que está en la mente de todos, demostraron la resistencia y capacidad de servicio de todo el sector de la distribución.

Un sector fuerte que ha demostrado que los ciudadanos y las administraciones podemos contar con él en los momentos difíciles y, que, de forma absolutamente lógica y consecuente, porque no puede ser de otra forma, cuenta con el apoyo de la Administración Autonómica, a través de la Consejería de Vivienda, Transportes e Infraestructuras.

Primero, porque somos una Administración con una enorme cultura de colaboración público-privada, segundo, porque creemos en el potencial creador de la sociedad civil y de las empresas, y tercero porque sabemos que la logística es una palanca no sólo para el bienestar sino para el crecimiento económico.

“Nos hemos trazado el compromiso de trabajar en la creación e impulso de una Agencia Pública de Logística, para coordinar y promover los parques logísticos de la región e impulsar al sector”

Agencia Pública de Logística

Esa es la razón de que hayamos situado a esta actividad entre las prioridades de nuestro Gobierno, con un proyecto transparente, confeso y lleno de ambición que consiste en convertir a nuestra región en el gran nodo logístico global del Sur de Europa.

Creemos que lo podemos lograr, pero sabemos que las cosas no suceden por casualidad. Por eso, en primer lugar, lo que queremos hacer es dotarnos de las mejores herramientas administrativas para lograr nuestros objetivos. Esa es la razón de que nos hayamos trazado el compromiso de trabajar en la creación e impulso de una Agencia Pública de Logística, que muy pronto será una realidad, para coordinar y promover los parques logísticos de la región e impulsar al sector.

Creemos que es el instrumento adecuado para dar el empujón que coloque a Madrid en el liderazgo que merece por su posición de centralidad geográfica en la Península Ibérica, de capitalidad en nuestra nación, de posición estratégica en relación al sur de Europa y de enorme vinculación con toda Hispanoamérica.

Para lograrlo no partimos de la nada. Contamos con el enorme potencial de un sector relevante y con la ambición de una Administración que ya ha convertido a la región de Madrid en el motor económico de España.

“Contamos con una política económica que permita al tejido empresarial desarrollar su actividad en un marco de estabilidad y seguridad jurídica”

De salida, somos una región con más de seis millones de metros cuadrados de espacio dedicado en exclusiva a la actividad logística, repartidos en 23 parques logísticos. Contamos además con el Aeropuerto de Madrid Barajas Adolfo Suarez, que gestiona el 55% de la carga aérea que entra en España.

Modelo económico e infraestructuras potentes

De llegada, el sector cuenta con una Administración que está de su lado y a su lado. En primer lugar, con una política de infraestructuras potente, porque sabemos que atender a las necesidades de movilidad de las personas y las mercancías es una garantía neta de desarrollo económico, progreso, generación de empleo y riqueza.

De hecho, nuestro esfuerzo presupuestario e inversor es lo que nos permite disponer de una de las mejores redes de transporte del mundo, por extensión, conectividad, intermodalidad, eficiencia, calidad y sostenibilidad.

Y el esfuerzo, como demuestran los Presupuestos para el año 2024 y el programa de actuaciones trazado para el próximo cuatrienio, no va a cesar. Contamos con grandes proyectos de ampliación y modernización de nuestro sistema integral de transportes, así como para la mejora de nuestra red de carreteras.

En segundo lugar, con una política económica que permita al tejido empresarial desarrollar su actividad en un marco de estabilidad y seguridad jurídica, con los menores obstáculos posibles, impuestos que van a seguir bajando y trámites que se van a seguir reduciendo.

Nos enorgullece tener un modelo económico y de infraestructuras idóneos, que sirven como marco y como cauce para el desenvolvimiento de la sociedad y de las empresas madrileñas, generando un espacio propicio para la inversión, el crecimiento y la creación de empleo.

“Nuestro esfuerzo presupuestario e inversor es lo que nos permite disponer de una de las mejores redes de transporte del mundo, por extensión, conectividad, intermodalidad, eficiencia, calidad y sostenibilidad”

La Comunidad de Madrid lidera la atracción de inversión

Creemos en las empresas madrileñas. Las que forman parte del sector logístico son ejemplares, porque son conscientes de su carácter esencial y también de su enorme potencial. Forman parte de un ámbito fundamental para elevar la competitividad y sostenibilidad de importantes sectores productivos.

Y, por ello, en nuestra Administración actuamos en consonancia, conocedores de que nos movemos en un contexto en el que la apertura comercial, la globalización económica y las nuevas realidades tecnológicas y sociales son una oportunidad para el sector de la logística y para la región de Madrid.

Nuestra apuesta por el liderazgo de Madrid en el sector de la logística está bien concebida. Contamos para lograrlo con la valentía de las empresas y con la calidad profesional y humana de los miles de personas que trabajan cada día de forma intensa y responsable, con fiabilidad y con precisión, para que todo funcione.

Son ellas, conectando a las personas y a las mercancías, acercando lo que está lejos, superando barreras geográficas y toda clase de obstáculos, las que contribuyen a que la logística sea la clave de bóveda de la economía global y también las que consiguen que Madrid sea percibida como un lugar lleno de atractivo para la inversión.