Los armadores piden más medidas para combatir la piratería en el Golfo de Guinea

La European Community Shipowner’s Association  (ECSA) ha solicitado que se tomen más medidas para combatir la piratería que pone en peligro la navegación en el Golfo de Guinea tras el último incidente ocurrido el 24 de noviembre con la fragata danesa “Esbern Snare”, que se saldó, tras un breve enfrentamiento, con la muerte de cuatro piratas, un herido y la captura de tres de ellos. 

Subrayando la extrema preocupación de los armadores, el presidente de ECSA, Claes Berglund, señaló que «en los últimos años la situación en el Golfo de Guinea ha sido una de las principales prioridades para el sector marítimo europeo. El número de incidentes de piratería y el nivel de violencia plantean serias preocupaciones para el transporte marítimo comercial y la seguridad de los marinos que navegan en la zona».

ECSA sigue apoyando plenamente las actividades de la Unión Europea en el Golfo de Guinea, incluido el mecanismo de Coordinated Maritime Presence (CMP) puesto en marcha en enero del 2021, pero también ha pedido que se planifiquen más acciones para abordar el problema. Según Berglund, «ECSA aprecia absolutamente los compromisos ya asumidos por algunos estados miembros de la UE para desplegar activos aéreos y navales en la región en los últimos meses y años. Animamos encarecidamente a los Estados miembros a que consideren esta cuestión como una prioridad absoluta y a que asignen los recursos adecuados para reforzar la seguridad marítima en el Golfo de Guinea.»