Marina Mercante se compromete a publicitar en breve el Registro de Consignatarios

El presidente de la Asociación Española de Consignatarios de Buques (ASECOB), Julio Carrasco, junto a los vicepresidentes, Albert Oñate e Iñaki Fraile y el secretario, Julio Fernández se reunieron en videoconferencia con el director general de la Marina Mercante, Benito Núñez y el subdirector general de Normativa Marítima y Cooperación Internacional, Julio Fuentes.

Julio Carrasco comenzó su exposición agradeciendo los esfuerzos de la Dirección General de la Marina Mercante (DGMM) durante la actual pandemia, resaltando “su absoluta disponibilidad y apoyo en todo momento para solventar el gran número de incidencias surgidas, muchas de ellas inéditas, de forma directa cuando así ha sido posible o bien transmitiéndolas y coordinando con otros organismos tales como Sanidad Exterior, Cuerpo Nacional de Policía o Puertos del Estado, entre otros”.

Durante le reunión telemática, se intercambiaron opiniones sobre las actuales iniciativas legislativas, de gran impacto en la consignación, destacando por parte de la DGMM que no prevén colisión alguna con la tramitación simultánea del nuevo Reglamento de Despacho de Buques, en proceso de redacción, y las previstas revisiones de la Ley de navegación marítima y el texto refundido de Ley de Puertos del Estado y Marina Mercante (TRLPEMM), ya que no contemplan de momento modificaciones de impacto en el Reglamento aparte de las encaminadas a la simplificación, tramitación electrónica, plazos y otras similares.

Respecto a las argumentaciones de ASECOB en fase de consulta pública de las Leyes de navegación y TRLPEMM, se comentó brevemente el contenido de las reglamentaciones. ASECOB resaltó que son posicionamientos iniciales de la asociación, como consideran corresponde a esta fase, habiendo por el momento relegado otros temas de su interés para sucesivas consultas cuando se debata el alcance y contenido de las reformas.

Respecto a la posible extensión del plazo de las medidas económicas de apoyo a los Puertos debido a Covid-19 por parte del MITMA, que actualmente vencen el 31 de octubre, DGMM mostró su comprensión y apoyo como “fórmula paliativa y favorecedora de la competitividad de los puertos españoles, los más perjudicados en caídas de escalas de toda la UE”.

Asimismo, se mostró el compromiso de la DGMM de publicitar el Registro de Consignación a la mayor brevedad, una vez sean solventados definitivamente los problemas técnicos acaecidos.

Para finalizar, Benito Núñez, reiteró el compromiso de la Dirección General con el legítimo y humanitario derecho a los cambios de tripulaciones, solicitando a los consignatarios que no escatimen esfuerzos para realizarlos pese a las posibles trabas administrativas que puedan surgir, ofreciendo su incondicional apoyo a mediar con los estamentos pertinentes en caso de no poder solucionarse localmente con Capitanía Marítima.

ASECOB agradeció la postura de la DGMM, y confirmó de nuevo que la facilitación de los cambios de tripulantes ha sido una constante para ellos desde el inicio de la crisis y que los consignatarios de buques, como no podía ser de otra forma, se han volcado y seguirán haciéndolo para garantizar su viabilidad, si bien constataron que sería conveniente flexibilizar ciertas trabas con las que se encuentran, como la corta validez de los visados (considerando la escasez de vuelos) o la obligatoria cuarentena de buques con algún infectado, aún asintomático y sin contagios, al menos cuando parte de esta cuarentena pudiese realizarse en navegación a su siguiente destino.

Anterior artículoAgri’Vrac perfila su cuarta edición presencial en el puerto de Baiona
Siguiente artículoGrimaldi inaugura servicio entre Salerno y Cagliari