Los navieros vascos pasan revista al estado de la industria marítima

Junta General de Anavas, Asociación de Navieros Vascos

La Asociación de Navieros Vascos (Anavas) ha celebrado su Junta General tradicional de verano, esta vez en Álava, en las Bodegas Luis Cañas, de Villabuena, con la asistencia de su presidente, Alejandro Aznar; su secretario, Patxi Garaygordóbil; y parte de sus asociados y “old fellows”.

Al inicio de este año, Anavas estaba constituida por 11 empresas, propietarias y/o gestoras de 72 buques con una media de edad en torno a los 13 años. Estos buques, que suman un total de 783.434 GT y 1.333.735 TPM, son mercantes, remolcadores y de tráfico interior.

La junta analizó la situación del sector marítimo en general y del vasco en particular, destacando que, a pesar de las perturbaciones debidas a los conflictos geopolíticos, la alta inflación, la volatilidad en los precios de los combustibles y materias primas o los problemas en el Canal de Panamá y de Suez, el comercio marítimo creció un 3% durante el 2023 hasta alcanzar 12.400 millones de toneladas.

El valor de la formación

Anavas está comprometida con la formación de los futuros oficiales de la Marina Mercante, facilitando las prácticas tanto académicas como profesionales a bordo de sus buques asociados, actividad que viene realizando desde el año 1993 gracias a la colaboración del Gobierno Vasco. Desde el inicio de este programa se han llevado a cabo más de 2.745 embarques, 183 en el último año. Recordar que el número de egresados en el Grado de Náutica fue de 8 alumnos y en el Grado de Marina fue de 10 el pasado año.

La asociación apuesta también por el fomento de la vocación de la profesión marítima a través de un programa destinado a dar a conocer a las nuevas generaciones el sector y el gran abanico de oportunidades profesionales que este ofrece. Para ello realiza acciones de captación de talento en la Universidad del País Vasco y la Escuela de Administración Marítima; realiza visitas centros escolares, participa en eventos como World Maritime Week, en programas de empleo con Lanbide y en otros de divulgación con Itsasmuseum, la Autoridad Portuaria de Bilbao, además de colaborar con el Instituto Social de la Marina o la Dirección General de la Marina Mercante.

Crece la flota mercante

A principios del 2024, la flota mercante mundial estaba compuesta por 61.811 buques con una capacidad combinada de 2.250 millones de TPM, tras un aumento interanual del 3,6%, según el Instituto de Economía y Logística del Transporte Marítimo (ISL-SSMR).

En el 2023, se entregaron a la flota mundial 1.578 buques mercantes con un total de 84 millones de TPM, lo que equivale a un aumento del 5,3% interanual en términos de TPM. En el mismo período, sólo 347 buques mercantes con una capacidad combinada de 9,4 millones de TPM fueron vendidos para desguace, lo que representa una disminución interanual del 15%.

El año pasado los astilleros mundiales registraron un total 1.666 pedidos de buques, con 40,3 millones de CGT (107 millones de TPM), lo que implica que el volumen de pedidos de buques de nueva construcción volvió a descender otro 10,5% interanual en CGT (+16,5% en TPM), tras la dura caída registrada en el año 2022.

Los pedidos en el 2023 continuaron dominados por los buques metaneros, con un 28,0% en CGT, y los portacontenedores, un 26,9%. Por su parte, la cuota de los graneleros, el 16,4%, se estabilizó y los petroleros siguieron ocupando una cuota del 7% en la cartera de pedidos real, si bien el tonelaje en CGT encargado de petroleros se disparó un 77,6% en comparación con el inicio de 2023.

Por países

En la clasificación por pabellones, el correspondiente a Liberia continua en primera posición, seguido del de Panamá y el de las Islas Marshall. Estos tres pabellones representan el 47,7% del tonelaje de la flota mercante mundial. Grecia, China y Japón siguen siendo los mayores países propietarios de buques en términos de capacidad de transporte, controlando conjuntamente el 47,5% del tonelaje mundial.

En lo que a la flota europea se refiere, los países europeos controlaban un total de 17.034 buques, el 33,9% del total mundial, y 836 millones de TPM, que supone el 37,4% del tonelaje mundial. La flota controlada por los países miembros de la Unión Europea sumaba 12.314 buques, con 674 millones de TPM, el 30,2% del tonelaje de la flota mundial. Con Alemania liderando el rango de abanderamiento europeo, el pabellón español se situaba en el puesto número 55 en la clasificación mundial, con 1,5 millones de TPM, lo que supone un significativo descenso del 11,3% respecto al 2022.

En lo referido a la lucha contra el cambio climático, Anavas informa que el 21% de los buques en construcción están diseñados para operar con alternativas más limpias, como el gas natural licuado, el metanol y tecnologías híbridas. Y en lo que respecta a la seguridad marítima, y según el informe anual de IMB, en el 2023 se registró aumento en los incidentes de piratería marítima y robo a mano armada contra buques, con 120 ataques, en comparación con los 115, en el 2022.