La OMI esboza su estrategia para reducir las emisiones en el transporte marítimo

El proyecto evaluará sus repercusiones y se presentarán en el próximo MEPC 82, que se celebrará del 30 de septiembre al 4 de octubre

Durante el Marine Environment Protection Committee (MEPC 81) de la Organización Marítima Internacional (OMI), celebrado la semana pasada en Londres, se acordó dibujar un marco normativo de emisiones netas para el transporte marítimo internacional. En él, se buscará adoptar un nuevo mecanismo mundial que fije los precios para las emisiones marítimas de gases de efecto invernadero (GEI).

En su encuentro, la OMI da los primeros pasos para introducir un Capítulo 5 al Anexo VI del Convenio internacional para la prevención de la contaminación de los buques (MARPOL). Particularmente, se busca que incluya una norma basada en objetivos sobre combustibles marinos que regule la reducción gradual de la intensidad de los GEI de los combustibles, así como un mecanismo económico para incentivar la transición a emisiones netas.

Estas medidas estaban contempladas en la Estrategia de 2023 de la OMI, adoptada en el anterior MEPC, que incluye una ambición mayor para que el transporte marítimo internacional alcance la neutralidad de emisiones en el 2050. Los miembros de la OMI se comprometieron a incorporar combustibles alternativos para el 2030, lo que permitiría alcanzar para ese año el 20%-30% de neutralidad de GEI, y al menos el 70%-80% para el 2040.

Según la OMI, “el posible esbozo del marco de emisiones netas se utilizará como punto de partida para refrendar las diferentes propuestas en una posible estructura común, con el fin de apoyar las deliberaciones posteriores”. Así pues, el proyecto está en manos de su adopción o enmienda, en función de los que se decida en el próximo MEPC 82, que se prevé celebrar del 30 de septiembre al 4 de octubre de este mismo año.

En este sentido, antes del próximo encuentro, se evaluarán las repercusiones del conjunto de medidas, y se presentarán las conclusiones en el MEPC 82. Asimismo, se debatirán las conclusiones preliminares de la evaluación de las repercusiones.

La International Chamber of Shipping (ICS) ha trasladado que acogen con “satisfacción los avances realizados durante estas intensas negociaciones para lograr la descarbonización del transporte marítimo y el apoyo recibido de unos 60 Estados miembros”, un mecanismo “propuesto por la ICS que tiene como objetivo reducir la brecha de costes e incentivar la adopción de combustibles verdes, además de proporcionar miles de millones de dólares para apoyar la reducción de los GEI en países en vías de desarrollo”.