Ports de la Generalitat invertirá 3,7 millones en L’Ampolla para reparar los daños del Gloria

La empresa pública Ports de la Generalitat está ejecutando las obras de emergencia para reparar los daños estructurales ocasionados por el temporal Gloria en el puerto de L’Ampolla. Las partes más afectadas de esta infraestructura han sido el dique de abrigo, las explanadas adosadas al dique y el muelle de pesca. Las obras tendrán un coste de 3,7 millones de euros y un plazo de ejecución de nuevo meses.

Hoy miércoles, el director general de Ports de la Generalitat, Joan Pere Gómez, ha visitado las obras, acompañado del alcalde de L’Ampolla, Francesc Arasa, el patrón mayor de la Cofradía de Pescadores, Josep Molina, y el presidente del Club Nàutic Ampolla, Jordi Brull. Durante la visita Gómez ha comentado que “estas obras tienen que reparar los desperfectos hechos por Gloria, dar más seguridad y estabilidad en el puerto de cara a futuros temporales y adaptar la infraestructura al cambio climático”.

El puerto de L’Ampolla sufrió fuertes rebasamientos de oleaje del temporal Gloria, con olas de 7 metros de altura que provocaron desperfectos al rompeolas exterior y al extremo del dique del lado de la bocana, así como daños estructurales a las explanadas adosadas al dique y al muelle pesquero. También quedaron afectadas las casetas de pescadores y el suministro eléctrico. Cuando finalizó el temporal, la aministración portuaria actuó con celeridad para sacar del fondo de la dársena pesquera, las redes de pesca y los enseres de pescar que el oleaje había lanzado del muelle al agua, ya que ponían en riesgo la navegación de las embarcaciones pesqueras. Así mismo, se limpiaron los muelles de los restos vegetales, piedras, maderas, residuos y tierra que el oleaje y las riadas habían arrastrado hasta el puerto.

Obras de reparación

Para poder evaluar las afectaciones en la infraestructura portuaria se han hecho topografías, batimetrías, inspecciones submarinas y estudios del clima marino y de la meteorología. Con los resultados extraídos de estos estudios, se ha redactado el proyecto constructivo para reparar los daños del puerto de L’Ampolla. Las obras consistirán en el refuerzo del dique con la reposición de bloques de rompeolas, el recrecimiento y la construcción de un botaolas en el espaldón, y la reparación estructural de las explanadas adosadas al dique y del muelle de la pesca.

La actuación ha empezado con la retirada de los enseres de pesca de encima del muelle y el escombro de las casetas de pescadores adosadas al dique, ya que habían sufrido desperfectos. Actualmente, se está haciendo la reparación de la estructura del muelle de la pesca y de las explanadas adosadas al dique. El objetivo es tener las explanadas a punto para poder pasar la maquinaria que tiene que reponer las piezas de rompeolas a la parte exterior del dique. Paralelamente, se ha creado un espacio para descargar el pescado de las embarcaciones y poder llevar las cajas con los carros hasta la lonja. Joan Pere Gómez ha dicho que el día siguiente del temporal “Ports dio una respuesta rápida a los pescadores con una actuación de urgencia para sacar del fondo del puerto los enseres de pesca que se había llevado la levantada”. Gómez ha añadido: “Ahora hemos habilitado un espacio para que la actividad pesquera continúe funcionando con la normalidad que permite una obra de esta envergadura”.

Cuando la maquinaria pueda circular por encima del muelle y se instale la grúa, se iniciará la parte exterior de las obras con la reposición de los bloques de rompeolas para reforzar y dar estabilidad al dique de abrigo. Previamente, se hará la retirada del rompeolas y la limpieza del fondo marino en los tres tramos del dique. El espaldón se refuerza contra los rebasamientos de los oleajes de futuros temporales con un recrecimiento del espaldón y con la construcción de un botaolas junto al mar, para dar más estabilidad a la infraestructura y evitar nuevos rebasamientos de oleaje con futuros temporales similares al Gloria.

Una vez habrá finalizado el refuerzo del dique de abrigo, se construirán las nuevas casetas de pescadores, y se pavimentarán las explanadas y el muelle de pesca. Este muelle se dotará de una nueva red eléctrica con nuevas torretas de luz y en el espaldón se colocará nuevo alumbrado público.

Anterior artículoEl papel de las aseguradoras en el estado de alarma
Siguiente artículoBaleària, primera naviera del mundo en certificar sus buques seguros de Covid-19