El puerto de Pasaia prolonga hasta 2052 la concesión para el museo Albaola

La Autoridad Portuaria de Pasaia ha aprobado la concesión a 30 años, hasta 2052, a la Diputación Foral de Gipuzkoa del antiguo astillero situado en Ondartxo, donde actualmente se ubica la Factoría Marítima Vasca (Itsas Kultur Faktoria), que se ha erigido como uno de los principales atractivos turísticos de la zona gracias al trabajo de Albaola.

Esta instalación recibe cada año miles de visitantes interesados en conocer el patrimonio marítimo vasco y se encuentra involucrado en diversas actuaciones culturales y científicas, como el Festival Marítimo de Pasaia – Pasaia Itsas Festibala o el evento a mundial sobre energías oceánicas, ICOE-OEE, entre otras.

El puerto de Pasaia ha otorgado la concesión a la Diputación Foral de Gipuzkoa por 30 años, hasta el 2052

La concesión permitirá a la Factoría Marítima Vasca realizar una importante apuesta al mejorar claramente sus instalaciones, ganando más espacio. En total está prevista una inversión de 1.675.000 euros, en el marco del programa Berpiztu del Gobierno Vasco, para adecuar las instalaciones al desarrollo de actividades culturales y turísticas.

La Factoria Maritima Vasca / Itsas Kultur Faktoria recibe miles de visitantes cada ano
La Factoría Marítima Vasca / Itsas Kultur Faktoria recibe miles de visitantes cada año

De esta manera, la Autoridad Portuaria de Pasaia continúa dando uso a un espacio de dominio público a uno de sus principales atractivos para los visitantes y turistas en el entorno de Pasaia y profundiza en sus relaciones de buena vecindad puerto-ciudad.

Cabe recordar que recientemente se ha aprobado también una subvención para la construcción de un catamarán electro-solar que, partiendo el muelle del Hospitalillo del puerto de Pasaia, conectará con el museo-factoría de forma sostenible y que facilitará la accesibilidad al enclave que, en la actualidad, sólo puede realizarse peatonalmente.

Patrimonio marítimo vasco

Inaugurada en 2010, la Factoría Marítima Vasca Albaola es un espacio innovador abierto al público que pone de relieve la tecnología marítima artesanal. En él se llevan a cabo actividades diversas de proyección internacional para dar a conocer el pasado marítimo de Euskadi.

Entre los proyectos que se desarrollan en este espacio cabe destacar la réplica de la nao ballenera “San Juan”, un ejemplo de los primeros buques de carga transoceánicos que zarpaban del País Vasco hacia Terranova. Construido en Pasaia en el Siglo XVI, el ballenero es reflejo del esplendor y hegemonía mundial de la industria marítima vasca. Hundido en Red Bay (Canadá) en el año 1565, fue descubierto en 1978 y recuperado para su exposición, dado su buen estado de conservación.