Cantabria refuerza su seguridad vial con dos nuevas básculas para camiones

Cantabria va a ver reforzada la seguridad vial de sus carreteras con la instalación de dos nuevas básculas de pesaje para vehículos pesados. La primera de ellas, recientemente inaugurada, se encuentra en el área de pesaje de Jesús del Monte (Ribamontán al Monte), junto a la autovía A-8, que va desde Bilbao hasta Galicia. La segunda entrará en funcionamiento en los próximos días en el área de pesaje en Fombellida (Campoo de Enmedio), junto a la A-67, vía que enlaza Cantabria con Palencia y la Meseta.

La inversión en ambas instalaciones asciende a 481.344 euros con un coste de 186.588 euros para la de Jesús del Monte y 294.756 euros para la de Fombellida. Las dos se ubican en recintos cerrados con básculas de 80 toneladas de capacidad y un edificio de oficinas, con los servicios necesarios para el correcto funcionamiento de la instalación cuya precisión está garantizada gracias a su moderna tecnología.

Para la inauguración de la báscula de Jesús del Monte se dieron cita el consejero de Industria, Turismo, Innovación, Transporte y Comercio, Javier López Marcano; el director general de Transportes y Comunicaciones, Felipe Piña, el alcalde de Ribamontán al Monte, Joaquín Arco y el comandante de la Guardia Civil de Tráfico, Rubén Flores, entre otros.

Marcano ha agradecido a la Demarcación de Carreteras en Cantabria, perteneciente al Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana, la puesta a disposición de los terrenos para la ubicación de las nuevas básculas que refuerzan el pesaje de los vehículos en los principales itinerarios del tráfico de mercancías en la región y por lo tanto la seguridad vial en las carreteras de Cantabria.

200 pesajes diarios

El consejero de Industria ha querido resaltar también la “estrecha colaboración” con la Guardia Civil, que actualmente viene realizando campañas de pesaje bimestrales, realizándose más de 200 pesajes diarios en la báscula fija de Los Tanagos y en las móviles en Cantabria.

Marcano ha recordado que uno de los objetivos de la inspección del transporte por carretera de mercancías es el aseguramiento de la condiciones de seguridad vial, tanto para los propios transportistas como para el resto de los usuarios, y ha añadido que estas básculas fijas “proporcionarán mayor comodidad a los agentes de la Guardia Civil encargados de las tareas de pesaje, y fortalecerán la inspección y control del cumplimiento de las normas” reguladoras de los servicios de transporte por carretera que se llevan a cabo con la colaboración de las fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado.

“Con las directrices y orientaciones de los servicios de inspección del transporte de la Consejería, en este caso la Guardia Civil actúa cuando existen indicios fundados de exceso de peso de un vehículo, al que podrán ordenar su traslado a una báscula de pesaje para su examen”, ha señalado Marcano.

El comandante de la Guardia Civil de Tráfico, Rubén Flores, destaca que con las dos nuevas básculas sus agentes podrán cubrir mejor los principales accesos a Cantabria, ya que antes sólo se tenía una báscula en Los Tánagos (Val de San Vicente) y había que desplazarse para realizar los pesajes o bien realizarlos por medio de unas básculas móviles que resultan más imprecisas. Por su parte, el alcalde de Ribamontán al Monte, Joaquín Arco, se ha referido a la importancia de esta báscula ya que podrá atender con mayor comodidad y rapidez a los vecinos de su municipio.