Repunta en septiembre la morosidad en el transporte por carretera

El mes de septiembre ha traído un nuevo repunte en los plazos medios de pagos al transporte por carretera, llegando a los 73 días, frente a los 64 días del mes anterior, según indica Fenadismer, la organización que representa a las pequeñas y medianas empresas de transporte por carretera.

Desde que se aprobó por Ley el nuevo régimen sancionador de lucha contra la morosidad en el sector del transporte por carretera, se ha ido notando una evolución positiva de los plazos máximos de pago a los transportistas por parte de sus clientes, aunque aún lejos del plazo de 60 días máximo que marca la ley de lucha contra la morosidad.

El incremento en los plazos de pago se traduce en un incremento en el número de empresas cargadoras e intermediarios que incumplen la legislación sobre morosidad, pasando a ser del 59% de los clientes de los transportistas, de los que un 39% lo hicieron a más de 90 días e incluso un 13 % a más de 120 días, seis meses después de prestado el servicio.

Por ello, desde Fenadismer instan a “continuar la actuación activa por parte de los servicios de inspección” para conseguir el pleno cumplimiento y aplicación de la legislación sobre morosidad en el sector del transporte por carretera. Señalan que se ha podido constatar una importante reducción desde la publicación de la ley, pero “aún subsiste un grado significativo de incumplimiento”.