Legislación y puerto-ciudad cierran el Symposium de puertos deportivos

Las relaciones puerto – ciudad, por un lado, y la nueva legislación en materia marítimo – portuaria centraron la segunda jornada de la XIX edición del Symposuym sobre puertos deportivos, reunidos este viernes en la terminal de cruceros del puerto de Bilbao (Olatua), a lo largo de dos intensos días. Tras una intensa primera jornada centrada en los puertos deportivos, el desempeño medioambiental o el turismo, entre otros, una segunda sesión atrajo a casi 200 asistentes para conocer las opiniones de la Administración 

En la sección dedicada a la cooperación, colaboración y convivencia entre los puertos y la ciudad se contó con la moderación de Álvaro Rodriguez Dapena, presidente Puertos del Estado, quien puso de manifiesto las ventajas de esta colaboración para el desarrollo, planificación y estrategia de unas acciones destinadas a mejorar la vida ciudadana sin renunciar a la actividad económica. 

Carlos Sanlorenzo, Jose Antonio Morillo-Velarde y Benito Nunez
Carlos Sanlorenzo, José Antonio Morillo-Velarde y Benito Nuñez

Cooperación y colaboración institucional

En un primer panel tomaron la palabra Mar Chao, presidenta de la Autoridad Portuaria de Valencia; Ricardo Barkala, presidente de la Autoridad Portuaria de Bilbao; y Javier Sanz, presidente de la Autoridad Portuaria de Baleares. La “colaboración fluida” a la que se refirió Dapena tiene que ver con la transición energética y la dimensión social que tiene que ver con “la relación de los puertos con las personas”.

Mar Chao dijo que el puerto de Valencia, además de un creciente tráfico de mercancías, tiene en marcha un ambicioso plan -no exento de problemas- para la construcción de una infraestructura náutico deportiva en la zona Norte a través de un Concurso. Toda la tramitación de los pliegos de bases del concurso se ha realizado en tiempo récord, por distintas cuestiones administrativas, y se aprobó el pasado mes de diciembre. 

La zona será gestionada por el Consorcio Valencia 2007, con un plazo de concesión de 35 años, a pesar de las vicisitudes vividas, que pone en valor la relación flexible del puerto y la ciudad, en sintonía con el Ayuntamiento y el Gobierno autonómico.

Un caso muy similar al explicado por Ricardo Barkala, quien señaló que el puerto es el máximo responsable de la transformación del “nuevo Bilbao” en un ejercicio de colaboración y convivencia, pero también de generosidad a ceder terrenos portuarios a la Villa a través de la entidad Bilbao Ria 2000, una herramienta que articuló la cooperación y coordinación de todo el proceso.

Por su parte, Javier Sanz detalló el gran proceso de integración entre el puerto y la ciudad en el que la Autoridad Portuaria de Baleares está inmersa. Los tres mandatarios incidieron también en la “necesidad” de la descarbonización y el desarrollo medioambientalmente sostenibles. 

Javier Sanz, Alvaro Rodriguez Dapena, Mar Chao y Ricardo Barkala
Javier Sanz, Álvaro Rodríguez Dapena, Mar Chao y Ricardo Barkala

Nuevos proyectos y viejos amigos

En la segunda parte de la jornada, también moderada por el presidente de Puertos de Estado, intervinieron Beatriz Calzada, presidenta de la Autoridad Portuaria de Las Palmas; Martín Fernández, presidente Autoridad Portuaria de A Coruña, y Pedro Suárez, presidente de la Autoridad Portuaria de Santa Cruz de Tenerife.

Beatriz Calzada señaló que su puerto es multiservicios y comprende tres marinas, además de un interesante movimiento de pasaje en base a cruceros, pero señaló que “el puerto es el gran desconocido” y que, a veces, es percibido como “un problema”. 

Un puerto del Cantábrico, A Coruña, representado por Martín Fernández explicó la oportunidad de convertirse en “palanca de crecimiento” y también de coordinación puerto-ciudad. En Galicia existe la Consellería do Mar, un elemento que no es común en otras autonomías, y que coordina las actuaciones en temas como la náutica deportiva. Anunció el presidente del puerto de A Coruña la puesta a disposición de una nueva superficie de 50 hectáreas para las actividades puerto-ciudad. 

Finalizó Pedro Suárez con la visión desde otro puerto canario, para vencer “el divorcio puerto-ciudad” y presentó un nuevo equipamiento: la nueva terminal de cruceros del puerto de Santa Cruz, que aglutinará otras actividades ligadas a la economía y la ciudad.

Pedro Suarez, Alvaro Rodriguez Dapena, Beatriz Calzada y Martin Fernandez
Pedro Suárez, Álvaro Rodríguez Dapena, Beatriz Calzada y Martín Fernández

La nueva legislación que viene

El inicio de la jornada giró en torno a la Ley de reforma del Texto Refundido de la Ley de Puertos del Estado y de la Marina Mercante y de la Ley de Navegación Marítima. También a la entrada en vigor del Reglamento de Ordenación Marítima (RON). 

En este sentido, y bajo la moderación de José Antonio Morillo-Velarde, jefe de la Asesoría Jurídica de Puertos del Estado, intervinieron al alimón Benito Núñez, secretario general de Transporte Aéreo y Marítimo; y Carlos Sanlorenzo, de ANEN

En lo referido a la reforma del texto refundido de la Ley de Puertos y Navegación Marítima un texto en el que participa un Consejo Asesor que “de voz al sector” en la normativa. Según Morillo el texto del 2011 “nace del consenso”, pero adolece de deficiencias técnicas. El nuevo texto legal desarrollará un poco más lo relativo al sector marítimo comercial y eliminará algunas deficiencias como la que considera al bunkering como “servicio portuario” con las limitaciones que ello produce.

Dijo Benito Núñez que el actual texto legislativo no abarca toda la complejidad del campo marítimo y adelantó que el nuevo texto legislativo verá la luz antes del verano, si no surgen imprevistos. 

Por su parte, Sanlorenzo dijo que la nueva legislación crea un capítulo propio para la navegación de recreo y también crea dos nuevos registros de embarcaciones (Ceuta y Melilla) específicos para este sector, además de reformar el Registro Canario para dar entrada a la nueva realidad de la náutica deportiva. 

Como novedad, el texto recoge el registro notarial para el abandono de buques, lejos de los tribunales y que pretende eliminar el fárrago actual. También se explicó que el Reglamento de Ordenación Marítima (RON) pretende “la simplificación administrativa” como el Despacho de buques, en pos de una racionalización del régimen marítimo. También simplifica otros elementos como la carta de naturaleza a los contratos de chárter marítimo y alquiler de buques de recreo. 

El Symposium, considerado como un éxito un año más, ha cerrado sus puertas hasta el 2026, en un emplazamiento aún por decidir, con las intervenciones de Víctor Monetro, Álvaro Rodríguez Dapena, Benito Pérez y Ricardo Barkala.

En el Symposium tambien hubo tiempo para el debate
En el Symposium también hubo tiempo para el debate