La nueva terminal de ganado vivo del puerto de Cartagena, para finales del 2024 

La adaptación y mejora del muelle Príncipe Felipe en la dársena de Escombreras del puerto de Cartagena ha absorbido una inversión de 9,7 millones de euros en una obra que comenzó en el 2020 y ha necesitado de la colocación de varios cajones de hormigón.

Ahora, toca poner en valor esta infraestructura con el traslado de la terminal de ganado vivo desde el muelle de San Pedro a esta nueva ubicación en el muelle Príncipe Felipe.

El último Consejo de Administración del año 2023 de la Autoridad Portuaria de Cartagena ha dado luz verde a la concesión administrativa a la mercantil “Terminal Ganadera del Mediterráneo, S.L.”, integrada por Agencia Marítima Blázquez y Bovisa, para la explotación de una Nueva Terminal de Embarque de Ganado Vivo, en Escombreras.

Tres millones de cabezas

Cabe recordar que el tráfico de ganado vivo comenzó a consolidarse en el puerto de Cartagena en el año 2010 desde el muelle de San Pedro en la dársena de Cartagena. Se convirtió así en uno de los primeros puertos españoles con una regulación específica para este tipo de tráfico y en obtener la autorización para embarcar ganado vivo, cumpliendo de manera estricta con la normativa de Bienestar Animal vigente en la Comunidad Europea.

Este tráfico da respuesta a un sector fundamental para la economía, como es el ganadero, y tuvo un papel muy relevante durante la pandemia al dar salida al excedente producido por el cierre de la restauración, que evitó grandes pérdidas económicas al sector.

Los países mediterráneos, e incluso de Oriente Medio, son grandes destinatarios de ganado ovino y el puerto de Cartagena ha sabido aprovechar el nicho ofrecido, dentro de su estrategia de diversificación, manejando también ganado caprino y bovino.

Última reunión del año del Consejo de Administración del puerto de Cartagena
Última reunión del año del Consejo de Administración del puerto de Cartagena

El vicepresidente del puerto de Cartagena, Pedro Pablo Hernández, ha destacado su papel como líder en Europa en la exportación de ganado vivo, un tráfico que “nos ha llevado hasta la fecha a mover más de tres millones de cabezas de ganado vivo, consolidándonos como una plataforma logística clave al servicio de las empresas ganaderas de la Región y de toda España. Nuestro compromiso con el sector nos llevó a apostar por infraestructuras más modernas y amplías como el nuevo muelle de Escombreras y también a contar con la confianza de operadores logísticos como Agencia Marítima Blázquez y Bovisa que van a invertir más de un millón de euros en esta nueva Terminal”.

Bienestar animal

La futura terminal tendrá una superficie de cerca de 6.000 metros cuadrados. Contará con unas instalaciones de respeto o corrales de 3.000 metros cuadrados para acoger hasta 7.000 corderos, con comederos, bebederos y camas de paja para el ganado, y un circuito para el tránsito de los animales hasta el buque, manteniendo el cumplimiento de la normativa europea de bienestar animal.

Estas infraestructuras cuentan también con un servicio óptimo, con pastores-cuidadores de los animales, y con personal sanitario que puede atender cualquier necesidad del ganado de tipo veterinario.

Por su parte, y atendiendo a que el tráfico de ganado está regulado por la Comunidad Europea, los barcos que lo realizan son buques muy especializados, con certificado de transporte para animales vivos. Cuentan con corrales, silos para piensos, zonas de almacenaje para la paja, y también tienen un sistema de cambio de atmósfera para evitar los problemas derivados del aire viciado.

Los buques son revisados antes del embarque de los animales para verificar que se encuentran en óptimas condiciones. Cuentan, además, entre sus tripulantes, con pastores-cuidadores de los animales, y con personal sanitario que puede atender cualquier necesidad del ganado de tipo veterinario.

Congelación de tarifas

Por otro lado, el Consejo de Administración ha aprobado la congelación de las tarifas por servicios comerciales para el año 2024, como política de apoyo a las empresas portuarias y para ofrecer servicios que mejoren la eficiencia y la competitividad del puerto de Cartagena.

Por tanto, se mantienen las tarifas de 2023 para servicios comerciales como alquileres, suministro de agua y electricidad, recogida de residuos o depósito de maquinaria, siguiendo la línea marcada por el puerto de Cartagena desde el año 2010, donde hay que destacar que esta infraestructura ofrece unas de las tasas portuarias más bajas de los puertos españoles.