La Zona Franca de Cádiz prorroga la concesión del Depósito Aduanero del puerto de Algeciras hasta 2033

La Zona Franca de Cádiz ha obtenido la prórroga hasta octubre de 2033 de la concesión del Depósito Franco que gestiona en el puerto de Algeciras, un importante paso que permitirá al Consorcio seguir gestionando estas instalaciones del Muelle de Isla Verde a través del Depósito Aduanero y Logístico Sur de Europa (DALSE).  DALSE es una sociedad participada al 50% por la Zona Franca -a través de su sociedad Desarrollos Empresariales DEZF- y al 50% por la sociedad Bernardino Abad, que se ubica en el Muelle de Isla Verde, en el puerto de Algeciras, y se dedica a los servicios logísticos de valor añadido y al almacenamiento de mercancías, gestionando un recinto exento con los beneficios fiscales y aduaneros que proporcionan las distintas autorizaciones aduaneras, asimilándolo a las zonas francas. Cuenta con aproximadamente 12.000 metros de almacén, diez muelles de carga -tres de ellos para mercancía refrigerada-, una cámara frigorífica y maquinaria para el precintado de botellas.

La ampliación de esta concesión permite establecer las estrategias para consolidar la empresa y avanzar en nuevas líneas, según se ha abordado en el transcurso de un Consejo de Administración de la entidad que se ha celebrado días atrás con la participación del delegado del Estado en la Zona Franca de Cádiz, Fran González, acompañado por el presidente de DALSE, Felipe Martínez, y parte del equipo directivo de la Zona Franca. También han asistido Bernardino Copano, consejero delegado de Bernardino Abad y Javier Copano, director general de Bernardino Abad.

Para ello, este año se ha realizado una importante inversión en la empresa, destinada precisamente a mejorar su competitividad de cara a los próximos años, de manera que se han destinado cerca de 100.000 euros en líneas estratégicas clave para el crecimiento y desarrollo como son: la digitalización de las transacciones, la apuesta por la sostenibilidad y la mejora laboral de la plantilla.

DALSE está ubicado en el Muelle de Isla Verde donde cuenta con cerca de 12.000 m2 de almacén, con 10 muelles de carga, cámaras bitémpera y maquinaria para el precintado de botellas

Esta inversión, la más importante de la última etapa, ha sido posible precisamente porque DALSE ha mantenido un año más los buenos resultados, consolidando el crecimiento registrado el año pasado a pesar de las circunstancias excepcionales del sector y de la economía global. Así, durante 2021, DALSE ha mantenido la facturación gracias a la actividad de 120 clientes de los que el 95% son transitarios y agentes de aduanas que contratan los servicios de la compañía como un eslabón más de la cadena de suministro al que aporta el valor añadido de la gestión de las figuras aduaneras dentro de la logística. El 5% restante son importadores y exportadores, distribuidores propietarios de la mercancía. Así, el volumen de negocio ha vuelto a superar el millón de euros gracias al mantenimiento de la eficiencia y la planificación de los cursos en las operaciones de almacén. 

A esta línea de mejora continua contribuirán los avances en materia de personal, no sólo con la aprobación del nuevo convenio colectivo, sino también con la nueva distribución de la plantilla, con la ampliación del horario de trabajo diario y de fin de semana, estableciendo la apertura continua de lunes a domingo de 8 a 22,15 horas, y la actividad de las instalaciones. Otras mejoras de personal que contribuirán a aumentar la eficiencia son la consolidación de la plantilla, reduciendo el uso de empresas de trabajo temporal para aumentar el número de empleados contratados por la empresa.

El 93% de los ingresos proceden de las operaciones de almacén propio, de las cuales siete de cada diez son operaciones regulares, lo que refuerza el trabajo realizado por DALSE. Durante este periodo se realizaron 8.910 operaciones, entre contenedores y camiones, lo que supuso una manipulación trimestral de 222.750 palés, con una ocupación media del 95%.

DALSE también cuenta con autorizaciones aduaneras para diferentes tipos de depósitos con sus correspondientes beneficios arancelarios y fiscales. Durante el año 2020 ha actuado en los cuatro tipos de depósitos autorizados y en todos ellos ha actuado como almacén regulador de mercancías para su distribución en la UE y terceros países. Entre estos almacenes se encuentran el Almacén de Depósito Temporal ADT/TG, de importaciones para su distribución en Europa (textil, madera, construcción, alimentación, azúcar, electrodomésticos), entre otros, que no han tenido pago de aranceles ni impuestos internos ni otras medidas de política comercial y que ha tenido un ligero descenso debido a la caída de la industria del automóvil por falta de componentes; el Depósito Distinto del Aduanero (DDA), que ha supuesto la consolidación de mercancías comunitarias para su exportación, sin pagar el IVA de las ventas a cuenta (alimentación en general, droguería, quesos, aceites, etc., e importaciones de materias primas) y que ha crecido un 18% respecto a 2020. Las cifras continúan con el Depósito Fiscal de Bebidas Alcohólicas y el Depósito Público Aduanero.  Para todas las operaciones, cuenta además con la autorización de registro sanitario de la Junta de Andalucía, que garantiza las operaciones en el sector alimentario.